Desde hace ya un tiempo varias organizaciones y ciudadanos que viven en esta zona del condado Miami-Dade han exigido que Kendall se vuelva una zona incorporada. ¿Por qué debemos pensar en incorporar a Kendall? La realidad es que cuando estamos fuera de la ciudad y alguien nos pregunta de dónde somos, casi todos decimos que somos de Miami, un punto de partida para no decir Kendall, Doral, etc., pero en realidad pertenecemos a diferentes municipalidades, y , en algunos casos, no pertenecemos a nada, como le sucede a los ciudadanos que viven en Kendall. Obviamente decir Miami es una generalización ya que cada uno vive en un distrito o parte de la ciudad distinto. Por ello la importancia de darle seguimiento a esta iniciativa y que la ciudadanía la apoye.

Lo que es importante reseñar es que muchos de los ciudadanos que dicen ser de Miami, probablemente son de la zona de Kendall y West Kendall. Desde hace varios años se ha venido hablando de incorporar varias zonas de la ciudad y el mayor impedimento ha sido como lograr esto sin afectar aquellas zonas cuyos impuestos subirían y que seguramente sus ciudadanos no podrían cubrir.

Es evidente, sin embargo, que lograr incorporar la mayor parte de Kendall y West Kendall le daría a esta zona del condado un desarrollo importante, pero no solo esto; la oportunidad de regir su destino y controlar las vías, el tráfico y la policía, entre otros servicios. Para nadie es un secreto el desarrollo que ha tenido Doral en los últimos 10 años, es claro que han tenido el liderazgo para lograrlo. Lamentablemente, Kendall no lo ha tenido y ya es hora de exigir que los ciudadanos puedan decidir si quieren incorporar a Kendall o no. Es claro también que los ciudadanos de las zonas no incorporadas son los que más dinero pagan en tolls –peajes– que en realidad es un impuesto, pero a la hora de recibir atención de nuestros políticos, nos quedamos cortos ya que para pagar sí sirven los ciudadanos de Kendall, pero para ser una zona incorporada, no. Para aquellos que no saben que es una zona incorporada esto significa crear un nuevo municipio (una ciudad, un municipio, un pueblo, lo que sea), mientras que anexar significa unir un área no incorporada a un municipio existente.

Por ejemplo, si la Ciudad de Miami quisiera absorber varias de las zonas no incorporadas, entonces zonas de Kendall y West Kendall podrían quedar como parte de la Ciudad de Miami. Sin embargo, eso sería un premio de consolación ya que realmente lo que Kendall necesita es tener su propio alcalde y un gobierno local. El condado ha contratado en el pasado varios estudios para establecer qué zonas podrían ser incorporadas, y la lista al parecer es larga. Sin embargo, con una población creciente y pujante, Kendall ya no debe ser la última en la lista para ser considerada, y si debe asumir la necesidad como una prioridad para que la gente decida en las urnas si quiere a Kendall como zona incorporada. Y muchos se harán la siguiente pregunta: ¿Por qué un área de Miami-Dade no incorporada desea convertirse en una nueva ciudad o ser parte de una existente? Se reduce al autogobierno y la autonomía. A veces los municipios también tienen control sobre cosas como incendios, agua y alcantarillado. Los residentes pagan un impuesto municipal en lugar de un impuesto del condado. Eso es atractivo porque la gente sabe que sus dólares de impuestos se gastan en cosas que los benefician directamente.

Los ciudadanos deben entender que lograr esto no es nada fácil debido a la cantidad de estudios que se deben someter, y sobre todo el análisis financiero de las zonas que quieren incorporarse ya que deben contar con los recursos para poder ser autosuficientes. Esto, sumado al análisis de qué servicios el condado seguiría prestando y cuales asumiría la nueva ciudad. En 2007 se fijó un stand by –compás de espera– de 5 años para esperar a que las condiciones fuera propicias, esos cinco años ya pasaron y la puerta está abierta para que se abra el espacio para iniciar los procesos de incorporación. Pero es necesario también incluir a todas las zonas y no cometer los errores del pasado que se le dio prioridad a zonas que tenían recursos y se olvidó a zonas no tan pudientes.

Queda mucho por resolver, como los servicios por los cuales el Condado debe seguir siendo responsable y quién debe pagar por la preparación para el aumento del nivel del mar. Y esto no va a moverse rápido. La incorporación es un proceso largo, con el requisito de que un comité de residentes lo considere durante al menos dos años antes de presentar la solicitud. Luego pasa a toda el área propuesta para una votación.

Lo único cierto es que las comunidades de Kendall y West Kendall quieren ser autónomas y que sus impuestos sean invertidos de una manera más efectiva, y no como ahora que todo depende del Condado. Es hora de impulsar esta nueva ciudad y exigir que nos pongamos manos a la obra.

direccion@latribunacolus.com / www.latribunacolus.com

@cmancera33 / @latribunacolus

Las opiniones emitidas en esta sección no tienen que reflejar la postura editorial de este diario y son de exclusiva responsabilidad de los autores.

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Cree que el reconteo de votos en Florida despejará las dudas sobre el ganador en el senado y la gobernación?

Las Más Leídas