viernes 27  de  enero 2023

La primera victoria de Euromaidan

<p>La renuncia del primer ministro Mikola Azarov es la primera victoria de Euromaidan y una baja muy sensible en las filas del presidente Vícktor Yanukóvich</p>

A las plazas y calles donde los prointegristas protestan en Kiev les llaman Euromaidan (Maidan en ucraniano es Plaza). La renuncia del primer ministro Mikola Azarov es la primera victoria de Euromaidan y una baja muy sensible en las filas del presidente Vícktor Yanukóvich. No es un policía abatido por los manifestantes, ni un diputado que cambia de filas en la votación, o un gobernador que renuncia por la presión popular. Es Azarov, el leal aliado del gobernante. Se fue en pleno el gabinete tras dos meses de protestas.
n
El renunciante primer ministro se encargó de anunciar en noviembre pasado que no firmarían el acuerdo de integración a la Unión Europea y viajó a Moscú a buscar una ayuda de 15.000 millones de dólares. n

La suerte de Azarov se decidió el fin de semana, cuando Yanukóvich le propuso a Arseni Yatseniuk, líder parlamentario de Patria, la formación de la opositora encarcelada Yulia Timoshenko, que fuera el jefe del Gobierno y éste rechazó la propuesta. Ahora hay en Ucrania un gabinete provisional hasta que se logre uno de consenso nacional. La creación podría durar semanas.
n
Las leyes cambiaron tan rápido como las convicciones de algunos diputados ucranianos, en especial los del partido de Yanukóvich, quienes hace una semana aprobaron las llamadas u201cleyes dictatoriales u201d y ahora las eliminaron. Unos 361 diputados, más que los 226 requeridos, decidieron cambiar la legislación aprobada el 16 de enero.
n
Esos mismos legisladores impulsaron las regulaciones contra los manifestantes y califican de u201cagentes extranjeros u201d a quien reciban ayuda del exterior. Ésas son leyes copiadas de la Duma rusa, aunque ahora Vladimir Putin promete, desde Bruselas, que no intervendrá en los asuntos internos de su vecino y respetara los acuerdos.
n
El vicepresidente estadounidense Joe Biden tuvo que llamar el lunes por teléfono a Yanukóvich para que no impusiera el estado de emergencia y Catherine Ashton llega en breve a Kiev.
n
Todavía está en la cárcel Yulia Timoshenko, los planes de integración a la UE no se han discutido, como exigen los manifestantes y se ha profundizado la división espiritual y política entre el Oeste y el Oriente de Ucrania.

¡Recibe las últimas noticias en tus propias manos!

Descarga LA APP

Deja tu comentario

Te puede interesar