jueves 11  de  abril 2024
OPINIÓN

Proyecto Emilia: décimo aniversario y 10 advertencias del DSE

El Proyecto Emilia defiende y promueve los derechos humanos y las libertades fundamentales para el pueblo cubano y declarara ilegitima a la Constitución Comunista
Diario las Américas | OSCAR ELÍAS BISCET
Por OSCAR ELÍAS BISCET

En Cuba se rompe la predica del poeta Publio Ovidio Nasón: “Las leyes están para que el poderoso no pueda todo”. Esos poderosos que están por encima a de la ley, es el caso del Partido Comunista de Cuba (PCC) que usurpó la soberanía del pueblo cubano y ahora es la ilegitima fuente de derecho. El PCC institucionaliza la tiranía y mantiene subyugado a la nación a través de sus leyes.

El Proyecto Emilia defiende y promueve los derechos humanos y las libertades fundamentales para el pueblo cubano y declarara ilegitima a la Constitución Comunista y a la Asamblea Nacional del Poder Popular con sus órganos de poder del Estado. Convocamos al pueblo cubano a que suscriba este proyecto para dar pasos hacia una Cuba soberana, democrática, libre y justa.

El régimen castrocomunista y su policía política (DSE) están temerosos del que el pueblo se organice y aprenda los métodos honorables de lucha cívica y detuvieron a varios de los miembros emilianistas y amenazaron con destruirlo y encarcelar a sus promotores en el décimo aniversario de la creación del Proyecto Emilia.

10 advertencias de la policía política castrocomunista

La policía política durante mi detención e interrogatorio manifestó estas amenazas, que había cometido un acto delictivo contrarrevolucionario; Planificación de acciones contra la revolución; Subversión contrarrevolucionaria; Reunión ilícita; Financiación del exterior; Obtención de recursos financieros de Radio Martí; Mi salida del país; Viejo para ser encarcelado (edad y cárcel); Asesinato extrajudicial y que poseen todas las leyes para frenar la contrarrevolución.

Mi conducta de obrar en el campo periodístico es basada en la experiencia de las gestas independentistas cubanas donde los patriotas tuvieron sus periódicos oficiales e independientes, de producción y distribución clandestinos, en las repúblicas en armas para orientar y educar a la ciudadanía y población en general, ejemplos: Narciso López, periódico La Verdad, 1848; Carlos Manuel de Céspedes, El Cubano Libre, 1868; Antonio Maceo, El Cubano Libre, 1895; José Martí, Patria, 1892. Asimismo, hoy los cubanos prodemocráticos luchan con esos medios y otros más modernos por la libertad de su patria.

Durante mi detención arbitraria por el DSE (9/E/2023), algunas de las formulaciones del interrogatorio del agente de la policía política son realidades, que me he vuelto viejo en el campo de batalla por la liberación de mi pueblo del yugo tiránico comunista. Otras son mentiras perfectas, pura difamación, que recibo dinero de institución gubernamental extranjera para opinar públicamente y exponer la dura vivencia de la falta de libertad y la destrucción socioeconómica del país, para esto, me basta con el dolor de mi gente y el amor altruista de mi formación familiar.

Es verdad que con el pasar de los años y el inevitable proceso de senectud, el cabello se me ha vuelto blanco plateado y he perdido mi hermosa dentadura que mostraba una sonrisa de alegría en mi rostro juvenil. Esto no ha sido solo por el proceso normal del envejecimiento, sino que fue acelerado por los tratos crueles e inhumanos y las torturas bajo la custodia del poderoso y malévolo régimen castrocomunista.

En realidad, qué pena la de estos agentes esbirros que pudiendo ser verdaderos militares de carrera sigan sosteniendo una tiranía caduca y fracasada causante del sufrimiento de pueblo cubano. Es ahora para ellos y para todos de actuar en el respecto a los derechos humanos básicos y las libertades fundamentales, no mancharse las manos de sangre y no cooperar en la represión del pueblo cubano expuesta en la vigente orden de combate del PCC y su jefe Miguel Díaz-Cannel.

Por supuesto, doy gracias al Dios Bíblico por permitirme resistir a tantas dificultades traumáticas y actos de deshonor y revelarme en mis recuerdos aquellos grandes soldados de la libertad de mi patria. Muchos murieron heroicamente en el campo de batalla, otros les aplicaron la pena de muerte por fusilamiento o garrote vil y una parte desterrada y la mayoría permaneció en la Isla colonial. Luego algunos exiliados regresaron, Martí, Maceo y Gómez y junto a los de adentro se levantaron en combate de liberación hasta sus muertes heroicas y el triunfo liberador del yugo colonial para más tarde fundar la oficial y reconocida por los gobiernos del mundo, la República de Cuba, 1902.

Aquellos bravos héroes y patriotas iniciaron la revolución independentista de 1868, la Guerra de los Diez Años, casi todos eran jóvenes y adultos maduros, hubo rostros casi niños, jóvenes de 18, 19 y 20 años, pocos de menos edad o mayores, como el caso de Marcos Evangelista Maceo, quien se inició y combatió con 60 años bajos las ordenes de su hijo Antonio Maceo. Para la guerra de independencia de 1895 ya muchos de aquellos independentistas eran viejos, entre ellos, Salvador Cisneros Betancourt, 67 años; Máximo Gómez, 59, y Bartolomé Masó, 65 años.

En 1895, desde Magos de Baraguá, donde el Mayor General Antonio Maceo hizo la Protesta de Baraguá y llevaba las cicatrices de 22 heridas de la guerra y un atentado (total 26), inició junto a los generales Máximo Gómez, Salvador Cisneros Betancourt, Bartolomé Masó y otros bravos soldados la epopeya más celebres de los cubanos, la Invasión de Occidente por el Ejército Libertador de Cuba, con esta gesta comienza el aseguramiento definitivo de la república cubana y muestra que no importa la edad para luchar y conquistar la libertad de su pueblo.

Uno de los padres fundadores de la nación cubana, Cirilo Villaverde, anciano, 82 años, y en el destierro, unos meses antes de morir fue consultado por algunos compatriotas exiliados para tomar consejos ante las dudas y las desesperanzas de muchos de iniciar la nueva revolución independentista, 1895. Él les dijo: “Seguir hasta llegar”. Esta fue la chispa que encendió y despertó en la práctica el ideario libertador en el exilio y la Isla. Hoy en el paradigma de Cirilo Villaverde lo recuerdo y reafirmo seguir hasta llegar.

¡Recibe las últimas noticias en tus propias manos!

Descarga LA APP

Deja tu comentario

Te puede interesar