Robot.He es un restaurante de Shanghai donde los comensales no salen de su asombro cuando se les acerca a la mesa un pequeño robot de metal portando su pedido y con voz infantil les desea buen provecho y se marcha a la otra mesa para continuar con su trabajo.

Este restaurante futurista, que abrió sus puertas en agosto, carece de camareros humanos. Allí solo atienden robots y sus clientes son personas fascinadas con el mundo de las tecnologías.

En 2014 el presidente chino, Xi Jinping, llamó para que se iniciara lo que llamó “una revolución de robots” en la industria y señaló como prioridades para el futuro del país a la inteligencia artificial y la robótica.

A pesar del tiempo pasado y los esfuerzos hechos por los chinos, están lejos de cubrir su propia demanda de robots. Aún dependen de la tecnología proveniente desde el exterior. Pero se registran grandes avances ya que hace una década la robótica china solo cubría el 5% de la demanda del país y en la actualidad cubre cerca de un tercio de sus necesidades industriales, publicó Yahoo Finanzas.

“Todavía hay un largo camino por recorrer, especialmente cuando se piensa en los objetivos del gobierno del 50 por ciento en 2020 y el 70 por ciento en 2025”, asegura el experto a CNBC.

Según el plan del presidente XI, bautizado “Made in China 2025”, existen 10 sectores claves para el desarrollo del país y el objetivo es ubicar a la gran nación al nivel de los rivales en tecnologías punta, como Estados Unidos y Alemania.

Los robots ganan protagonismo

A principios de este año había más de 6.500 empresas de robótica en 2017. Las ventas de robots industriales de China durante ese año rondaron los 4.220 millones de dólares, un 24 % más que hace un año, mientras que las ventas de robots de servicios aumentaron un 28 % en comparación con el año anterior, ubicándose en los 1.320 millones.

La Federación Internacional Robótica publicó que China con 1.500 millones de habitantes agregó alrededor de 87.000 nuevos robots industriales en 2016, ligeramente por debajo de Europa y Estados Unidos conjuntamente que suman algo más de 1.000 millones de habitantes y augura que pronto China los superará.

Gran reemplazo de trabajadores

La campaña “Made in China 2025” impulsa el incremento en el uso de robots industriales entre las empresas chinas. La compañía Foxconn, la ensambladora de iPhone, desplegó miles de robots en sus fábricas y planea continuar reemplazando a más empleados con los androides en la próxima década.

La compañía ya eliminó 400.000 puestos de trabajo gracias a los “Foxbots” y pretende automatizar el 30 por ciento de las actividades para 2020, gracias a que los robots presionan, ensamblan, desmontan, sueldan, empaquetan y rastrean productos las 24 horas, los 7 días de la semana, no requieren vacaciones y hacen lo programado, mejorando la calidad y reduciendo el riesgo.

Descontento

Algunos clientes que asisten a los restaurantes con robots camareros no están del todo contentos. Según un diario local "los camareros robotizados de dos restaurantes cantoneses (el Heweilai, en el sur de la ciudad china de Cantón y otro situado en el distrito de Baiyun, cerca del aeropuerto), no sirven realmente los platos, algo que enfada a los clientes, solo acercan las bandejas y los clientes deben tomar lo que allí se encuentra. La otra queja estas maquinitas aún torpes están dejando a muchos humanos sin empleo.

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Cree que la actuación de la Comunidad Internacional en el caso venezolano ha sido acertada?

Sí, no se le puede pedir más
Sí, pero falta aumentar la presión contra la dictadura
No, ha sido insuficiente
No, no debe meterse en los asuntos de los venezolanos
ver resultados

Las Más Leídas