BOYACÁ (COLOMBIA).- Al menos 17 venezolanos murieron mientras intentaban cruzar el páramo de Berlín, el punto más alto de la carretera entre Bucaramanga y Pamplona, a 2.800 metros de altura, ubicado en Colombia, que se ha convertido en otro de los caminos que toman los migrantes para escapar de la crisis que atraviesa la nación caribeña.

Las bajas temperaturas y no llevar una indumentaria apropiada ha ocasionado hipotermia y paros respiratorios a los migrantes venezolanos, según reseña el portal Venepress.

"Tres de los fallecidos fueron sepultados a las orillas de la carretera. Luego de esa historia nos hemos enterado de muchísimas más, incluso una madre que estaba alimentando a su bebé, ella y la niña murieron de un paro respiratorio (...) Es una historia muy fuerte y lo más triste es que sus familias no deben saber que murieron en el camino", así lo confirmó Anny Uribe, directora del Hogar de Paso Espíritu Santo de Tunja, Boyacá.

En ese sentido, el refugio Espíritu Santo, a donde llegan los que logran cruzar el páramo, resalta que el número de personas que día a día arriesgan su vida en la montaña está en aumento.

Quienes han logrado cruzar recomiendan que debe hacerse antes de las 2 de la tarde ya que luego la temperatura baja.

FUENTE: REDACCIÓN

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Cree que el reconteo de votos en Florida despejará las dudas sobre el ganador en el senado y la gobernación?

Las Más Leídas