EAGLE PASS.- Un miembro de la Guardia Nacional de Texas desapareció el viernes después de adentrarse en el río fronterizo entre EEUU y México para ayudar a una migrante que tenía problemas para cruzar nadando, según un jefe de policía local.

La mujer que intentaba cruzar el Río Bravo (o Grande) desde México llegó a la mitad del camino cuando pareció comenzar a hundirse en el agua, relató el jefe de policía del condado de Maverick, Tom Schmerber. El intento de rescate ocurrió cerca de Eagle Pass, en una sección del río conocida por sus fuertes corrientes.

Te puede interesar

“Se tiró al río”, dijo Schmerber. “Nunca lo vieron salir”.

Informó que el miembro de la Guardia Nacional, que no ha sido identificado, se quitó la chaqueta y dejó su radio antes de entrar en el agua. La mujer logró cruzar y fue puesta bajo la custodia de la Patrulla Fronteriza, añadió Schmerber, cuyo departamento participó desde el principio en la búsqueda.

La Guardia Nacional de Texas dijo en un comunicado que los policías estatales y los agentes de la Patrulla Fronteriza también estaban colaborando. El intento de rescate se registró alrededor de las 8:30 de la mañana, de acuerdo a Schmerber.

El miembro de la Guardia Nacional estaba asignado a la misión de seguridad fronteriza del gobernador republicano Greg Abbott conocida como Operación Estrella Solitaria, la cual ha desplegado miles de efectivos de la Guardia Nacional a lo largo de los 1.920 kilómetros (1.200 millas) de la frontera sur de Texas desde que se emprendió el año pasado.

La operación multimillonaria también incluye una fuerte presencia de policías estatales y autoriza a los miembros de la Guardia Nacional a ayudar a realizar detenciones.

La misión se ha visto bajo escrutinio porque algunos migrantes quedan detenidos en las cárceles fronterizas durante meses acusados de invasión a propiedad privada y por la baja moral de los miembros de la Guardia Nacional debido a las condiciones de vida, los largos despliegues y la escasa actividad.

Las operaciones de rescate de migrantes son comunes en el río a lo largo de la frontera de Texas, y los intentos de cruce también son mortales en ocasiones.

Según Schmerber, a veces se encuentran los cadáveres de hasta dos inmigrantes a la semana en el tramo del río que pertenece a su condado.

Schmerber, un exoficial de la Patrulla Fronteriza, dijo que los miembros de la Guardia Nacional no suelen entrar en el agua para intentar rescates y que éste era el primer incidente que recordaba. Calculó que la parte del río en la que se produjo el intento de rescate tenía un ancho de entre 64 y 73 metros (entre 70 y 80 yardas).

“Ese río es muy peligroso. Hay corrientes fuertes”, dijo Schmerber. “Es arriesgado cruzar el río así”.

FUENTE: Con información de AP

Aparecen en esta nota:

Diario Las Américas no se hace responsable de las opiniones emitidas por los lectores; sin embargo, exhorta a evitar el lenguaje vulgar u ofensivo contra terceros. Nuestra empresa se acoge al derecho de eliminar cualquier comentario que viole estas normas.

Diario Las Américas is not responsible for the opinions issued by the readers; however, it urges to avoid vulgar or offensive language against third parties. Our company is entitled to remove any comments that violate these rules.

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿La emigración interna en EEUU ha impulsado el aumento de precios? 30.96%
¿Los gobiernos locales deben ofrecer alternativas asequibles ante el alza de precios de alquileres? 35.72%
¿Las personas jubiladas deben recibir algún tipo de asistencia para poder enfrentar esos precios? 33.32%
22405 votos

Las Más Leídas