WASHINGTON.- Estados Unidos mantiene su rechazo a las elecciones presidenciales venezolanas pese al cambio de fecha del 22 de abril al 20 de mayo anunciado este jueves y reitera su llamado a unos comicios "justos, libres y con observación internacional creíble".

"Renovamos nuestro llamado al establecimiento de un calendario electoral en cumplimiento con la Constitución y en consulta con la legítima Asamblea Nacional (Parlamento, de mayoría opositora)", indicó este jueves a Efe un portavoz del Departamento de Estado que pidió el anonimato.

"Unas elecciones libres y justas deben incluir la total participación de todos los partidos y líderes políticos, un calendario electoral apropiado, observación internacional creíble y una autoridad electoral independiente", agregó.

Ya cuando se convocaron los comicios para el 22 de abril, Estados Unidos dejó claro que no reconocería los resultados por considerar que se trata de una cita con las urnas que no es ni legítima, ni justa ni libre.

"Estados Unidos está con las naciones democráticas de alrededor del mundo en apoyo al pueblo de Venezuela y su derecho soberano a elegir a sus representantes a través de elecciones libres y justas", insistieron este jueves fuentes oficiales.

Washington estudia ahora la imposición de sanciones petroleras, una carta que se ha guardado hasta ahora, para presionar al régimen venezolano, como adelantó el secretario de Estado, Rex Tillerson, a principios de mes en su gira latinoamericana.

Preguntada este jueves por Efe al respecto, la portavoz del Departamento de Estado, Heather Nauert, se limitó a decir que EEUU sopesa diferentes vías.

"Estamos considerando muchas opciones diferentes, económicas y diplomáticas, para lidiar con Venezuela y, esperamos, su vuelta a su Constitución tras haber visto cómo la situación se ha deteriorado a lo largo del último año", afirmó.

"Hemos dicho que estamos considerando todas las opciones para restaurar la democracia en Venezuela, incluidas sanciones individuales y potenciales sanciones financieras", recordó.

Tras haber impuesto sanciones a más de 50 individuos y sobre el sistema financiero de Venezuela, el petróleo es el recurso que le queda a Estados Unidos para tratar de obligar al presidente Nicolás Maduro a moverse de sus posiciones, algo que no ha conseguido hasta ahora.

El Consejo Nacional Electoral (CNE) de Venezuela anunció este jueves la nueva fecha electoral del 20 de mayo y explicó que el cambio se debe a que así se harán coincidir con la votación de los legisladores estatales y municipales, más de mil cargos en disputa, como había propuesto el chavismo gobernante.

FUENTE: EFE
 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Qué decisión debe tomar el Gobierno de EEUU con las familias de inmigrantes indocumentados en la frontera?

Mantener a las familias unidas bajo detención
Mantener a las familias unidas bajo supervisión
Detener a los padres y mantener a los menores bajo supervisión
ver resultados

Las Más Leídas