Los Jefes de Estado y de Gobierno de Argentina, Bahamas, Brasil, Canadá, Chile, Colombia, Costa Rica, Guatemala, Guyana, Honduras, México, Panamá, Paraguay, Perú y Santa Lucía, y el Vicepresidente de los Estados Unidos, reunidos con ocasión de la VIII Cumbre de las Américas, emitieron una declaración este sábado en la que llaman a Venezuela a realizar elecciones “libres, justas y transparentes”.

Según la declaración difundida en Lima, Perú, y ante la persistente situación de quiebre del orden constitucional en Venezuela, los representantes de 16 de los países que acuden a la cita regional mostraron su preocupación por el agravamiento de la crisis política, económica, social y humanitaria en la nación caribeña.

El documento hace un llamado urgente al Gobierno de Nicolás Maduro para que lleve a cabo elecciones presidenciales con las garantías necesarias para un proceso libre, justo, transparente y democrático, sin presos políticos y que incluya la participación de todos los actores políticos de ese país.

Al mismo tiempo denuncian que unos comicios que no cumplan con esas condiciones carecerán de legitimidad y credibilidad.

Las 16 naciones que firman la declaración expresan su determinación de seguir impulsando, especialmente en el ámbito de la OEA, acciones e iniciativas que contribuyan a la restauración de la institucionalidad democrática, el respeto de los derechos humanos, y la plena vigencia del estado de derecho.

Igualmente refrendan su apoyo a la Asamblea Nacional de Venezuela electa democráticamente y aseguran que considerarán nuevas medidas que contribuyan al pleno respeto de las facultades constitucionales en materia económica y financiera del Parlamento.

Sobre un programa de asistencia humanitaria que alivie la situación de sufrimiento y escaseces que vive el pueblo venezolano, las naciones exhortan a los organismos especializados, agencias, fondos y programas del Sistema de las Naciones Unidas y de la OEA a implementarlo de manera inmediata y reiteran su llamado al gobierno chavista para que permita el ingreso y distribución de ayuda humanitaria que mitigue los graves efectos del desabastecimiento, especialmente de alimentos y medicinas.

La comunidad internacional ha expresado reiteradamente su profunda preocupación por el creciente éxodo de ciudadanos venezolanos obligados a abandonar su país producto de la crisis y convocan a los países de la región para atender las distintas necesidades, incluidas las de seguridad, derivadas de este éxodo.

La declaración difundida este sábado subraya la importancia de que la comunidad internacional apoye la recuperación económica de Venezuela, una vez restaurado el orden democrático y constitucional.

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Cree que el chavismo es responsable del grave daño ecológico que se ha expandido desde el Arco Minero a gran parte de la región?

Las Más Leídas