jueves 11  de  julio 2024
DERECHOS HUMANOS

Hegemonía comunicacional, uno de los flagelos del sistema impuesto en Venezuela

La periodista venezolana Nitu Pérez Osuna dijo que con el cierre de Globovisión el sistema anuló una tribuna fundamentalmente opositora

Por María Victoria Álvarez

MIAMI.- Para entender cómo algunos medios de comunicación, de manera oportunistas, se alinearon con el régimen para que se consolidara la dictadura en Venezuela, hay que entender que ese es de uno de los objetivos del socialismo del siglo XXI: acabar con la libertad de expresión e imponer su hegemonía comunicacional, sostuvo la periodista Nitu Pérez Osuna.

Ana Beatriz Pérez Osuna, conocida como Nitu, es periodista especializada en la fuente política, luego de trabajar en el canal de televisión Globovisión por 19 años y ser uno de sus rostros emblemáticos, fue despedida el 13 de junio de 2013. Según lo publicado por la periodista a través de sus redes sociales, la decisión de sacarla del aire se debió a razones políticas y por ser crítica con la nueva directiva del canal.

Pérez Osuna considera “importante que entendamos cómo funcionan las dictaduras. Uno ha perdido la cuenta de cuántas emisoras de radio por ejemplo han cerrado durante todos estos años… ese es uno de los objetivos del Socialismo del Siglo XXI, de las dictaduras y de las tiranías . Para lograr ese propósito se valen de varias maneras. La primera es comprar los medios, digamos que es la que menos problemas les traen porque lo hacen con dinero del Estado, es decir con dinero del pueblo”

“Si no lo compran con el dinero del Estado pues lo hacen con los recursos del crimen organizado. La otra manera de lograr ese propósito es utilizando las leyes de forma indebida como por ejemplo: se te acabó la concesión o marcos jurídicos más recientes como la Ley contra el Odio, la Ley de Responsabilidad Social y una normativa contra el fascismo. Todas esas leyes las ha inventado la dictadura para amedrentar a los medios y a sus dueños”, puntualizó.

Otro foco que en su opinión fue utilizado “estuvo relacionado con el control de cambio mediante el cual quebraron a los medios impresos cuando no les permitían acceder a las divisas oficiales para comprar papel. Con los precios exorbitantes pues sencillamente no podían imprimir y fueron matando la prensa escrita. Y en última instancia si no te alineas al régimen te persiguen y te amenazan encarcelando a dueños de medios y a periodistas”.

Persecución

“Además hemos visto la cantidad de periodistas que están fuera de Venezuela producto de la persecución. Yo soy una. Cuando te dicen aquí hay una orden de aprehensión en tu contra, tú no te vas a entregar a un régimen en donde no hay Estado de derecho. Pero sin duda hay algunos medios que se alinearon. Yo diría que son los menos, pero sacaron una tajada económica de allí”, refirió.

Por supuesto estamos hablando de un régimen que quiere silenciar y que la gente no esté informada. Hay personas en Venezuela que no gozan del servicio de internet, por ejemplo, se trata de un pueblo ávido de democracia ante tantos derechos cercenados”.

En su opinión “el Socialismo del Siglo XXI utilizó y utiliza todas las técnicas para acallar a los medios e imponer la llamada ‘hegemonía comunicacional’. Una sola voz y un solo pensamiento. Los medios que se alinearon (los menos, porque la mayoría fueron comprados o cerrados) hoy sufren del desprecio de la mayoría del país. Así como los periodistas que se doblegaron, nadie los escucha, si los escuchan no les creen, y no son reconocidos ni respetados”.

Sin tribuna opositora

En cuanto a la venta de Globovisión coincide en que sirvió para anular una tribuna fundamentalmente opositora y recordó que “el régimen a través del señor Raúl Gorrín lo adquirió con dinero mal habido. Pero sin duda alguna no sirvió para el propósito buscado, que era vender las supuestas bondades gubernamentales porque nadie ve ese canal”.

Acotó que no solamente fue la televisión, sino que “la radio sufrió un off absoluto porque se dejó de informar, de opinar y sencillamente de lo que se habla en la gran cantidad de esos medios es sobre las mentiras que nos quiere vender el régimen sobre sus supuestas bondades”.

Tras defender su labor profesional en Globovisión señaló que “actualmente en ese canal no se hace periodismo sino que siguen los lineamientos de una propaganda partidista a favor del régimen. “Creo que nosotros -y me incluyo porque yo participé en esa labor informativa- buscamos siempre la verdad. Luchamos por defender la libertad de expresión y la libertad de opinión. El periodismo es libre, o no es periodismo”.

“Lo que sí diría es que los dueños cometieron el error de venderle a personas que supuestamente no sabían quiénes eran. Pero yo creo que sí lo sabían y no les importó porque más importante eran sus bolsillos ocasionándoles un gran daño a Venezuela”, aseguró.

Nitu Pérez Osuna fue despedida de Globovisión y de eso, aparte de su férreo reclamo por lo que le correspondía por sus años de servicios, llevó su caso a la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) porque quería dejar constancia de las violaciones sistemáticas que a la libertad de expresión se cometen en Venezuela.

Defensa de la democracia

Considera que “la libertad es mucho más importante que ser dueño de un medio de comunicación, de una radio o de un periódico y hay que defender la democracia cueste lo que cueste. Yo creo que es lo más importante porque con eso se está defendiendo a los ciudadanos y a la justicia”.

Se pregunta “¿dónde están los que vendieron los medios, dónde están los que se han entregado, quién los recuerda, en qué parte del mundo se encuentran. Sus familiares, sus hijos y sus nietos como los recordarán?: como los que se entregaron. Eso de verdad es un triste final para cualquiera. Yo no me cansaré nunca de estar en el lugar donde se luche por la libertad de mi país y diría que incluso luchando porque este Socialismo del Siglo XXI sea erradicado de la faz de la tierra”.

“De alguna manera los periodistas venezolanos que han soportado las presiones dentro y fuera de Venezuela durante estos años de oscurantismo, aquellos que bajo el sofoco de la tiranía y utilizando la cautela continúan dentro del país informando y opinando, y aquellos que desde otras tierras jamás han dejado de investigar, denunciar y resistir, serán inspiración para las nuevas generaciones de jóvenes comunicadores. Buena parte del periodismo venezolano nunca se entregó. Y eso tendrá su valoración para la historia. A los periodistas de nuevo cuño les digo: No tengan duda de que este es el mejor oficio del mundo".

Pérez Osuna es hija de José Antonio Pérez Díaz, uno de los fundadores del partido Copei y expresidente del Congreso Nacional, y María Cristina Osuna de Pérez Díaz, expresidenta de la Fundación Gran Mariscal de Ayacucho.

FUENTE: ENTREVISTA CON LA PERIODISTA NITU PÉREZ OSUNA

¡Recibe las últimas noticias en tus propias manos!

Descarga LA APP

Deja tu comentario

Te puede interesar