El Gobierno de Ecuador intentó investir con inmunidad diplomática a Julian Assange, el fundador del portal de filtraciones políticas Wikileaks, para intentar facilitar su salida desde el Reino Unido. El gobierno de Rafael Correa permitió que Assange permaneciera desde el 19JUN12 en la embajada ecuatoriana en Londres, en condición de “asilado” para evadir órdenes de detención que cursan en su contra. En las últimas semanas corrieron rumores en Quito sobre la concesión de la nacionalidad ecuatoriana a Assange, versión que reiteradamente fue negada por la cancillería de ese país. El 11ENE18, la canciller ecuatoriana María Fernanda Espinosa se vió obligada a confesar que el gobierno de Lenin Moreno otorgó la nacionalidad ecuatoriana a Assange. Igualmente, la canciller ecuatoriana confesó haber solicitado el 20DIC17 al gobierno del Reino Unido la acreditación como diplomático ecuatoriano de Assange, lo que le hubiera conferido inmunidad diplomática y libertad para salir al exterior. La maniobra, infantil según diplomáticos de ambos lados del Atlántico, no surtió efecto ya que la Secretaría de Asuntos Exteriores del Reino Unido respondió en menos de veinticuatro horas negando la solicitud ecuatoriana.

En medios políticos de la capital ecuatoriana circula la versión según la cual la operación ejecutada por la ministra Espinosa no fue plenamente notificada previamente al presidente Moreno.

*****

El 15DIC17, los delegados de Maduro y de la Oposición junto a los cancilleres extranjeros acordaron un esquema de trabajo para procurar que la reunión pactada para inicios de enero pudiera alcanzar algún acuerdo concreto. El plan acordado significaba realizar dos jornadas de trabajo, la primera de ellas el 11ENE18 con asistencia de las delegaciones y los facilitadores (José Rodriguez Zapatero y el canciller dominicano Miguel Vargas) la cual se organizaría en mesas de trabajo para adelantar trabajo de “carpintería” en la siempre difícil y delicada tarea de redacción de los textos del eventual acuerdo a ser suscrito. Incluso se habría acordado que el trabajo se cumpliría mediante dos mesas de trabajo, lo cual permitiría mayor dinamismo en las tareas de llegar a una redacción conjunta a partir del texto “borrador” entregado el 02DIC17 por el gobierno dominicano a las delegaciones. El día 12ENE18 se debía realizar una sesión plenaria, encabezada por el presidente dominicano Danilo Medina y con la participación de Rodriguez Zapatero, el canciller dominicano y sus colegas o representantes de Bolivia, Chile, México, Nicaragua y San Vicente y las Granadinas. El gobierno Maduro optó por frustrar el plan de trabajo acordado y la delegación chavista sólo arribó a Santo Domingo a últimas horas de la tarde del 11ENE18. En tanto, la delegación de negociadores de la Oposición y una decena de sus asesores se encontraban en Santo Domingo desde el 10ENE18 y realizaron varias reuniones internas evaluando la situación política y analizando escenarios de las posiciones que asumiría el gobierno.

*****

La llegada intencionalmente tardía de la delegación chavista a República Dominicana hizo que no se realizaran las reuniones de trabajo previstas. En la noche el 11ENE18, en el Centro de Convenciones de la cancillería dominicana, se produjo una reunión en la cual participaron el canciller dominicano, el facilitador Rodríguez Zapatero, tres negociadores de la oposición encabezados por el diputado Julio Borges y parte de la delegación oficialista presidida por Jorge Rodríguez y su hermana Delsy. El encuentro nocturno fue calificado como “infructuoso” por una fuente diplomática dominicana y definido como “no productivo” por un miembro de la delegación opositora. Durante la reunión se realizó una nueva revisión de las posiciones de cada parte sobre los temas de la negociación, sin que se produjera algún tipo de avance con relación al estado de las conversaciones el 15DIC17.

*****

La denominada “tercera ronda” de negociaciones entre Maduro y la Oposición comenzó con una alta presión internacional en procura de una posición “seria” por parte del gobierno venezolano que permita alcanzar acuerdos. Los cancilleres de México y Chile, los dos países que participan como acompañantes y garantes a solitud de la oposición, amenazaron en una comunicación enviada al presidente dominicano los últimos días de diciembre del 2017, con abandonar su papel en la mesa como respuesta a actos del gobierno Maduro contrarios a las negociaciones en curso. La anulación del registro de tres partidos opositores en Venezuela fue uno de los motivos de la reacción de los gobiernos de México y Chile. El 11ENE18, poco antes de abordar su vuelo, el canciller chileno tuiteó: “En camino a Rep Dominicana a "negociación". Gob/Oposición Venezuela. Si no hay resultados concretos y creíbles ya, entonces no tendrá ningún sentido seguir adelante”. Por su parte, la Secretaría de Relaciones Exteriores mexicana emitió un comunicado el 12ENE18 informado que su canciller, Luis Videgaray, asistiría a la reunión sobre Venezuela pero “como parte del proceso de evaluación que realiza México, su participación en esta ocasión permitirá identificar el compromiso y seriedad del gobierno y la oposición venezolanas para alcanzar un acuerdo”.

El tuiteo del canciller chileno fue respondido por la presidente de la constituyente Delsy Rodriguez con una ráfaga de tuiteos descalificatorios: “@HeraldoMunoz en las postrimerías de su cargo como canciller opta por la triste puerta trasera y sirve a bajos intereses estadounidenses”, entre otros. Mientras los delegados oficialistas y el aparato internacional de propaganda chavista mantenían una batalla contra el canciller chileno, los enviados de Chile y México sostuvieron conversaciones informales con los representantes de la Oposición para intercambiar impresiones sobre el estado de las negociaciones. Los representantes mexicanos confirmaron que su gobierno estaba preparado para abandonar el proceso negociador.

Las críticas y reclamos de México y Chile obligaron a que el inicio de la reunión plenaria del día 12ENE18 debiera esperar a que previamente se realizara un encuentro del presidente dominicano con los representantes extranjeros, a la cual asistieron además los cancilleres de Bolivia, Nicaragua y un enviado de San Vicente y las Granadinas. Por cierto, el canciller boliviano Fernando Huanacuni Mamani asistió por primera vez a estas reuniones ya que en anteriores ocasiones Evo Morales había enviado a otros funcionarios.

Tras arrancar la reunión plenaria de las negociaciones, el clima era de escepticismo sobre la posibilidad de lograr acuerdos. El gobierno Maduro insiste en que la Oposición reconozca la legitimidad de la Asamblea Constituyente a lo cual se niega buena parte del liderazgo opositor. La Oposición quiere que el acuerdo incluya un listado de condiciones para las elecciones presidenciales que va más allá de la designación de nuevas autoridades electorales. La redacción de un proyecto conjunto de acuerdo, proceso que puede ser largo y tenso, no ha tenido lugar. Los negociadores chavistas están obviamente jugando a alargar el “diálogo” mientras actores importantes de la comunidad internacional muestran que su paciencia tiende a disminuir.

*****

La reunión del 12ENE18 entre los enviados de Maduro y la Oposición recibió un expreso llamado de la Unión Europea para que se alcanzara acuerdos. La Unión Europea, que estaría financiando parte de los gastos correspondientes a las reuniones de negociación, pidió en un comunicado firmado por la vocero Catherine Ray, que “el gobierno de Venezuela se comprometa de manera flexible y constructiva en la negociación y no escatime esfuerzos para entregar resultados concretos de esta reunión, y que la oposición trabaje de manera unida”. Ray afirmó que la UE continuará promoviendo “una solución política a la crisis basada en reformas conducentes a elecciones creíbles, la liberación de presos políticos, el respeto por los órganos democráticamente elegidos y la defensa de los derechos humanos. Para este fin, está usando todos los instrumentos disponibles y está listo para intensificar sus acciones”. El rumor de la aplicación de sanciones europeas a altos jerarcas chavistas corre de forma insistente.

El Consejo de Asuntos Exteriores de la Unión Europea, conformado por los ministros de relaciones exteriores de los países miembros, tiene marcada su próxima reunión para el 22ENE18, pero según fuentes oficiales de la UE consultadas por este Informe, el “tema Venezuela” no aparece aún en la agenda de esa sesión. La sanciones a jerarcas del régimen chavista, aprobadas el 13NOV17 por el Consejo de la Unión Europea, permanecen sin ser aplicadas. Según la normativa aprobada, la lista de sancionados será aprobada por el “Consejo, por unanimidad, a propuesta de un Estado miembro o de la Alta Representante de la Unión para Asuntos Exteriores y Política de Seguridad”. Europa amenaza con sancionar a “las personas físicas o jurídicas, entidades y organismos responsables de graves violaciones o abusos de los derechos humanos o de represión de la sociedad civil y de la oposición democrática en Venezuela” y a aquellas “cuyas acciones, políticas o actividades socaven de otra forma la democracia o el Estado de Derecho en Venezuela”, pero hasta ahora no ha ocurrido. En medios diplomáticos europeos corre la versión de que ya existiría una primera lista de funcionarios chavistas cuyos bienes serían congelados en Europa y a quienes se les impedirá su ingreso a territorio europeo.

El gobierno de EEUU, según el Subsecretario de Estado Thomas Shannon, procura crear una “red de sanciones contra el gobierno de Venezuela”, asunto que trató con el gobierno de España durante su visita a Madrid los días 10 y 12ENE18. Shannon, quien sirvió de enlace entre los gobiernos de Barack Obama y Maduro aseguró en Madrid que “el diálogo es algo muy complicado y difícil en este momento, más que nada por el comportamiento del Gobierno venezolano”

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Ha visto afectado su presupuesto por el aumento de la gasolina en el sur de Florida?

Las Más Leídas