CIUDAD DE MÉXICO.- El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, denunció este viernes el "desmantelamiento" de la estatal Comisión Federal de Electricidad (CFE) y la presencia de empresas privadas en el sector energético.

"Tenemos la necesidad de fortalecer esta empresa productiva de la nación, que fue desmantelada para que todo el mercado de la energía eléctrica estuviera manejado por empresas particulares", apuntó el mandatario en su rueda de prensa matutina.

Desde el Palacio Nacional, recordó que la mayoría de empresas privadas son "extranjeras" y además, se les "tienen que pagar subsidios".

"Fue un gran abuso lo que se cometió", subrayó el líder izquierdista, que en términos energéticos habló de una cultura de "pillaje".

Estas declaraciones surgieron tras anunciar una consulta ciudadana en el céntrico estado de Morelos para que entre en funcionamiento una central termoeléctrica de la CFE y el gasoducto que lo alimenta, ya construidos pero paralizados por quejas de habitantes de la región.

"Con esta planta se podría producir energía para todo Morelos, y si no, tendríamos que comprar la energía a empresas particulares extranjeras. Lo digo con claridad para quienes enarbolan las banderas de oponerse a la planta", apuntó.

Agregó que el costo de la planta fue de 20.000 millones de pesos (unos 1.044 millones de dólares).

Asimismo, criticó a ciertos movimientos sociales: "Hay movimientos ambientalistas apoyados por empresas extranjeras que no quieren competencia. Y cuando se trata de una planta así, más si es de la nación, se promueven oposiciones y afortunadamente es la menor parte, para que no se vaya a malinterpretar".

El titular de la CFE, Manuel Bartlett, explicó que el próximo lunes dará una descripción "del saqueo" a esta empresa estatal, que fue "reducida" por la reforma energética impulsada por el expresidente Enrique Peña Nieto (2012-2018).

"La tendencia es a la desaparición de la empresa pública del Estado", lamentó, y omitió responder a la pregunta de un periodista que apuntó hacia supuestos beneficios en el sector hacia empresas españolas como OHL, Abengoa y Dragados.

En su turno de palabra, la secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero, dio a conocer la terna de tres candidatos para encabezar la Comisión Nacional de Búsqueda de Personas: Leonor de Jesús Figueroa, Karla Irasema Quintana y Juan López Villanueva.

El titular de este organismo, que habrá de dar un giro a la búsqueda de los más de 40.000 desaparecidos, se elegirá en la tarde del viernes.

La secretaria de Gobernación (Segob) destacó que, para poder encabezar este organismo, los candidatos presentaron sus cualificaciones y experiencia profesional, un plan de trabajo y un presupuesto, entre otros.

FUENTE: EFE

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Cree que las acciones emprendidas por Juan Guaidó y el Parlamento venezolano están en el camino correcto para generar un cambio político en Venezuela?

Las Más Leídas