@tulio_r

El secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, designó al abogado y analista político Orlando Viera-Blanco para que instale una coordinadora permanente de esa organización internacional con el Parlamento Europeo sobre la crisis venezolana. Este anuncio se dio a conocer el 27 de septiembre durante la intervención de Viera-Blanco en la sede de ese Parlamento en Bruselas.

El letrado estuvo ante el grupo ALDE (Alianza de los Liberales y Demócratas por Europa) en la sede del Parlamento Europeo y llevó la petición sobre la creación de esa coordinadora, que fue igualmente presentada ante la Presidencia del Parlamento Europeo, ante la tolda del Partido Popular Europeo PPE y en la Alta Comisión de Comunicaciones y Gobierno de dicha entidad.

“Instamos a los bloques parlamentarios a celebrar un acuerdo de cámara que exija a sus gobiernos hacerse parte de la causa ante la Corte Penal Internacional. Resulta insólito e inaceptable que un estamento de justicia penal internacional (Corte Penal Internacional), que por cierto le ha costado a sus signatarios más de 1. 400 millones de euros desde su creación [Estatuto de Roma/2002], vea correr como quien ve llover el horrendo holocausto venezolano. La petición de justicia de seis países de América Latina debe venir acompañada de la Unión Europea. Un pliegue definitivo para presionar el inicio de la investigación penal y propiciar desenlaces”, señaló el especialista en derecho internacional, al hablar de su participación en Bruselas.

Orlando Viera en el Parlamento Europeo
Orlando Viera-Blanco durante su intervención en el Parlamento Europeo.
Orlando Viera-Blanco durante su intervención en el Parlamento Europeo.

En declaraciones a DIARIO LAS AMÉRICAS, el abogado explicó que se trata de “un comité bilateral permanente entre la OEA y el Parlamento Europeo (PE) para facilitar el intercambio de información sobre el caso de Venezuela, tanto para ilustrar a los gobiernos de la Unión Europea (UE) las acusaciones y denuncias que se hacen en la Corte Penal Internacional (CPI), como para hacer la valoración de las incidencias, pruebas y testimonios que se levanten en la OEA y que quieran facilitarle al PE”.

Según Viera-Blanco, se trata de que en el marco de una Comisión de Justicia, se analicen los asuntos de Venezuela y puedan emitir un acuerdo de Cámara que apoye una “iniciativa de pliegue o de adhesión a las denuncias ante la CPI y otras sanciones que se puedan emitir desde el propio Parlamento Europeo”.

El abogado, quien también es asesor de la Asamblea Nacional de Venezuela (Parlamento elegido), dijo que buscarán afianzar el principio de “responsabilidad de proteger” a la población venezolana “en el marco de la injerencia legítima humanitaria y en acciones conjuntas entre América y Europa, sobre todo en el caso de los refugiados y desplazados por el éxodo que ha sufrido el país”.

Durante su intervención en Bruselas, Viera-Blanco abogó por los inmigrantes venezolanos en el exterior, solicitando se decrete la crisis de refugio del éxodo, así como los asilos solicitados en diferentes naciones de la Unión Europea.

“No es coherente que los cancilleres del mundo confieran un carácter público y notorio a la crisis humanitaria de Venezuela, mientras las agencias de inmigración de las naciones rebotan y rechazan el derecho de asilo y refugio de nuestros compatriotas”, dijo.

El activista venezolano asimismo invitó al Parlamento Europeo, al que calificó como el más diverso, plural y fuerte del planeta-que emplace a sus gobiernos a pasar de la “diplomacia de micrófonos a la diplomacia tutelada y efectiva”, con respecto a la crisis venezolana.

­Sobre las expectativas reales de las consecuencias que podría tener para el régimen de Nicolás Maduro, las denuncias y acusaciones en la CPI, tomando en cuenta que se trata de procesos largos y burocráticos, Viera-Blanco sostiene que “a corto plazo se trata de reforzar la idea de que se hagan partes otras naciones signatarias del Estatuto de Roma, enfocándolo en Europa y Latinoamérica. De hecho no hay precedente a la adhesión que ya tenemos. A largo plazo forzar una investigación y enjuiciamiento que procure incluso capturas a la cadena de mando (del régimen venezolano)”.

Orlando Viera en el PE.jpeg
Viera-Blanco, junto al portavoz de la Comision  Europea, Margaritis Schinas.
Viera-Blanco, junto al portavoz de la Comision Europea, Margaritis Schinas.

A su juicio “es el marco jurídico de justicia universal que podría procurar desenlaces forzosos inéditos” en casos como el venezolano.

Al consultársele sobre el concepto de “injerencia legítima humanitaria” que ha esgrimido y los casos en los cuáles el derecho internacional está obligado a aplicarla o al menos a promover su aplicación, explica que ese concepto “consiste en medidas en fronteras de apoyo a desplazados e inmigrantes forzosos. Igualmente supone declarar la `Crisis de Refugio´ que haría vinculante a los países miembros de las Naciones Unidas conceder asilo y derecho de refugio a los migrantes venezolanos. Otro aspecto es que en casos de estallido social comporta misiones de apoyo médico y de seguridad in situ dependiendo de la gravedad del desbordamiento social”.

 

Deja tu comentario