MADRID.- Leopoldo López padre afirmó este viernes que está seguro de que su hijo saldrá libre de la residencia del embajador de España en Venezuela, donde el dirigente opositor venezolano se encuentra en condición de "huésped" con su familia desde el pasado martes.

En declaraciones telefónicas a Efe desde San Francisco (EEUU), a donde ha viajado por motivos médicos y familiares, López indicó que esta mañana ha estado hablando con su hijo, Leopoldo López, durante una o dos horas y que se encuentra "bien de salud y de espíritu", y que está "muy convencido de que la 'Operación Libertad' va por buen camino y conforme a lo planificado".

Te puede interesar

López padre, que reside en Madrid y figura como candidato del conservador Partido Popular a las elecciones europeas, en relación con esta operación, cuyo objetivo es la salida del usurpador Nicolás Maduro, señaló que la "fisura" en el mundo militar venezolano continúa y que mantienen contacto con algunos componentes del alto mando militar.

No obstante, declaró que ahora su hijo cuenta con "muchas limitaciones" porque el Gobierno de España le ha pedido que no lleve a cabo acciones políticas en la residencia del embajador, una postura que, dijo, "entendemos y lamentamos".

"Entendemos que no pueden hacer actividades públicas", ha remarcado López, al tiempo que ha aclarado que ello no le impide seguir trabajando vía telefónica y a través de Internet, por lo que "no está aislado de Venezuela", agregó.

En cuanto al tiempo que se puede prolongar esta situación, consideró que es algo que "no puede calcular y que espera "que no dure mucho", si bien dependerá de las próximas etapas de la "Operación libertad" promovida por la oposición en Venezuela.

El padre del dirigente opositor venezolano valoró también las declaraciones efectuadas este viernes por el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, al asegurar que su homólogo ruso, Vladimir Putin, no quiere intervenir en Venezuela, y las ha considerado "un gran progreso y algo muy positivo".

Por otra parte, consideró "muy lamentable que todavía no se haya movilizado Naciones Unidas para evitar que la situación de Venezuela se convierta en una verdadera catástrofe".

En cuanto a las relaciones entre España y Venezuela, opinó que son las "naturales" y que se tienen que mantener en "un nivel de respeto entre países soberanos".

"El Gobierno de España está exigiendo que se respeten los derechos humanos y eso es lo que se espera de un Gobierno democrático, vamos a ver qué responde el Gobierno de Venezuela", afirmó.

Así mismo, agradeció una vez más al Gobierno español por haber recibido a su familia como "huésped" en la residencia del embajador y por su apoyo, que confía en "seguir recibiendo".

Reconoció que la situación en la que se encuentra su hijo "no es normal", pero ha recalcado que "siempre" han tenido "muy buena relación con los embajadores de España".

La relación que mantiene su hijo con el actual embajador, Jesús Silva Fernández, es de "amistad y respeto", afirmó también.

"Los señores Silva son una pareja encantadora que han recibido a mi nuera y mi nieta como si fueran parte de su familia", hasta el punto de que la hija del opositor venezolano, de 15 meses, según López, se ha convertido "en la reina" de la residencia, "ha conquistado a todo el personal, hasta al perro" que tienen en la residencia.

FUENTE: Con información de EFE

Aparecen en esta nota:

DLA Clasificados

 

Deja tu comentario