MIAMI.- Entre su rol de madre, lecturas de libreto, ensayos y constante creacion, la actriz cubana Rachel Cruz había pasado por alto que este próximo mes de febrero celebra su primera década en Miami, ciudad a la que llego el año 2012 gracias a la lotería de visas que se adjudicó su madre, y en la cual durante una década no ha dejado de explotar al máximo su veta humorística, emprendedora y creativa.

“Aquí he aprendido a venderme, que es algo muy necesario en esta carrera y a lo que los actores cubanos no estamos acostumbrados. He aprendido a empezar de cero, a mostrar a la gente qué talentos tengo y cuáles puedo adquirir, y a retarme todo el tiempo. He aprendido otros oficios y, sin duda, he crecido”, dijo Rachel Cruz a DIARIO LAS AMÉRICAS.

Te puede interesar

En Cuba, la actriz era una especie de chica dorada. Protagonizaba series juveniles, telenovelas, espacios dramatizados de la televisión, sin embargo, decidió emigrar en el pico de su carrera, cuando su popularidad y reconocimiento iban en ascenso.

Un cambio radical para la joven que en Miami tuvo que realizar diversos oficios como cualquier inmigrante, hasta que pudo entrar a la televisión local de la mano de América Tevé, donde demostró toda su versatilidad en shows en vivo como TN3 y el extinto Happy Hour, en el que trabajó durante cuatro años.

“La televisión es mi medio preferido y el que más disfruto. Por eso recientemente fui parte de El jelengue [Mega TV], programa que estuve presentando junto a Boncó Quiñongo durante dos meses, pero soy mamá y las prioridades cambian”, dijo la actriz sobre su sorpresiva renuncia al espacio, decisión tras la que hoy está enfocada en la maternidad y el teatro.

Burundanga en el Teatro Trail

Pasarla bien y divertirse, eso es lo que mueve a Rachel Cruz, lo que la impulsa a sumarse a proyectos artísticos, y lo que le ocurre en la nueva producción dramática del Teatro Trail que lleva por nombre Burundanga, la droga de la verdad, obra del dramaturgo español Jordi Galcerán, dirigida por Yusnel Suárez, en la que la actriz cubana interpreta a Berta, una mujer embarazada que desconfía de su novio.

“La obra lleva 10 años presentándose en España con un éxito rotundo. De hecho, allá esta pieza teatral se presenta como parte de lo que hay que ver en un recorrido turístico por la ciudad, y tenemos la pretensión de que en Miami pase lo mismo, que sea parte de lo ‘imperdible’ cuando la gente llegue aquí”, dijo Rachel Cruz sobre la hilarante puesta en escena con toques de suspenso, que llega a su última función este sábado 16 de abril.

Compartiendo con Edith Obregón (Silvia), Carlos Enrique Almirante (Manuel), Ariel Texidó (Hassan), Gerardo Riverón (Jaime), y Lieter Ledesma, actores cubanos representantes de distintas generaciones, Rachel Cruz se siente emocionada de regresar al teatro en una comedia en la que asegura, “no hay tiempo para dejar de reír”.

“Interpreto a Berta que es una mujer tímida, enamorada de su novio, pero que se cuestiona si él será un buen padre para su hijo. Es ahí donde su compañera de cuarto le sugiere que le ofrezca burundanga a su novio, droga que funciona como un ansiolítico y bajo la cual ella intentará descubrir todos los secretos de su pareja”, adelantó la actriz sobre la trama de la comedia que se estrena este jueves 13 de enero.

Miami, su hogar

Tras ser ovacionada por su personaje de Valeria en la obra de teatro Papás Fritos, protagonizada junto a Héctor Medina, Rachel Cruz estrecha lazos con el teatro de Miami y consolida espacios que le permiten seguir construyendo su carrera profesional en la Ciudad del Sol, compatibilizando su profesión con su rol de madre, faceta que comparte con su pareja, la presentadora y actriz cubana Kary Bernal.

“Miami me dio la oportunidad de probarme en la comedia y de hacer televisión en vivo que es un entrenamiento que aportó mucho a mi carrera porque me ayuda a enfrentarme a casi todo”, dijo la actriz, quien 10 años después se siente más miamense que nunca.

“Hay una canción de David Torrens que dice: ni de aquí, ni de allá, y mis primeros años en Miami sin duda me sentía así. Cuando llegué sentía que Miami no era mi ciudad, que era una etapa temporal, tenía esa sensación, pero hace algunos años eso cambió”.

“Con el tiempo te vas enamorando del sitio que te acoge. Es un cariño que se va creando. Por otra parte, tener a mi hija me hizo consolidar ese sentimiento de hogar, porque el hecho de que ella haya nacido aquí es una bendición. Que pueda tener las cosas más elementales de la vida, hasta escoger qué va a comer, me hace muy feliz y agradecer aún más ese sorteo de visas y la decisión de mi madre de venir”, finalizó.

Burundanga, la droga de la verdad presenta su última función este sábado 16 de abril, a las 10:30 pm, en el Teatro Trail. Las entradas se pueden adquirir en teatrotrail.com o llamando al (305) 443 1009.

Aparecen en esta nota:

Diario Las Américas no se hace responsable de las opiniones emitidas por los lectores; sin embargo, exhorta a evitar el lenguaje vulgar u ofensivo contra terceros. Nuestra empresa se acoge al derecho de eliminar cualquier comentario que viole estas normas.

Diario Las Américas is not responsible for the opinions issued by the readers; however, it urges to avoid vulgar or offensive language against third parties. Our company is entitled to remove any comments that violate these rules.

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿La emigración interna en EEUU ha impulsado el aumento de precios? 30.91%
¿Los gobiernos locales deben ofrecer alternativas asequibles ante el alza de precios de alquileres? 35.71%
¿Las personas jubiladas deben recibir algún tipo de asistencia para poder enfrentar esos precios? 33.38%
22960 votos

Las Más Leídas