sábado 3  de  diciembre 2022
GASTRONOMÍA

Chef James: "No me dieron una razón y no la necesito"

El chef James, quien ahora ofrece consejos online de cocina, habla sobre su salida de Telemundo y la importancia de prepararse para un despido

Diario las Américas | WILMA HERNÁNDEZ
Por WILMA HERNÁNDEZ 7 de octubre de 2020 - 21:05

MIAMI.- “Nunca debemos tener todos nuestros huevos en una misma cesta”, afirma el chef James Tahhan al recordar una frase que suele repetir en sus conferencias con la que incentiva a emprender proyectos para cuando llegue ese momento que considera inevitable: el despido.

El venezolano supo a finales de agosto que su contrato con Telemundo como chef del show matutino Un Nuevo Día no sería renovado y que tendría trabajo con la cadena hasta finalizar septiembre.

Pero la noticia no le tomó desprevenido. Desde hacía un tiempo el chef ya cocinaba lo que sería su “proyecto más ambicioso”, que se convertiría en un estilo de vida y, a la vez, le proporcionaría libertad financiera a la par de otros emprendimientos.

Se trata de Foodieschool, una especie de escuela de cocina online a la que se puede acceder a través de una membresía mensual.

En el portal chefjames.com, los subscriptores encontrarán recetas, videos, libros, consejos, clases magistrales y asesoría culinaria 24/7. Todo concebido con lo último en tecnología desde la cocina de su hogar y siguiendo su propio guion.

“Es el proyecto más ambicioso de mi vida, porque estamos poniendo todas las carne al asador, estamos lanzando la artillería pesada, el tope del tope de la tecnología, equipos, cámaras e iluminación. Todo lo que se requiere para hacer algo de esta magnitud”, contó el chef James a DIARIO LAS AMÉRICAS.

“Cuando uno es parte de un programa, tiene que seguir las líneas de ese programa. Y acá estoy hablando mi propio lenguaje, en mi propia atmosfera y estoy haciendo lo que hizo que por 10 años la gente me siguiera: hablar el lenguaje internacional de la cocina”, agregó.

Un nuevo comienzo a todo vapor

Chef James llevaba unos dos años concibiendo Foodieschool, pero en los últimos meses, poco antes de la ola de despidos que hubo en Telemundo, intuyó que debía apresurarse y enfocarse en su proyecto.

“Le pusimos un poquito el acelerador en los últimos meses cuando empezamos a ver las cosas un poquito cambiante dentro del morning show (show matutino), de la cadena. Y empezamos a trabajar mucho más ardua e intensamente. Mi esposa y yo dedicábamos bastante al show. Y ahora lo que estamos haciendo es crear nuestra rutina de trabajo basada en este gran proyecto por el que estamos apostando muchísimo”, reveló.

chef james con su familia .jpg
El chef  James, junto a su esposa, Russel Conde, su pequeño hijo, Jamie, y los dos perros de la familia.

El chef James, junto a su esposa, Russel Conde, su pequeño hijo, Jamie, y los dos perros de la familia.

Pero, al contrario de lo que muchos creerían, desde su salida de Telemundo duerme poco y trabaja mucho más.

“La gente me pregunta si ahora duermo más, y les digo que ahora en vez de levantarme a las 5 de la mañana , me estoy acostando a esa hora grabando porque hemos tenido que trabajar horas extras para lanzar el proyecto el 2 de octubre”, comentó.

“Hemos estado súper ocupados y contentos con todo lo que está pasando, con nuestras líneas de productos, con el café que lanzamos hace un poco más de un mes, con la línea de especias, y la de mis sartenes para la temporada de fiestas que vienen nuevamente”, agregó el chef James.

Su lado empresarial

Y es que esa fibra de emprendedor es parte de su ADN, algo que recalca en sus charlas porque considera importante prepararse para las diferentes etapas de la vida laboral.

“Siempre le digo a la gente en las conferencias que doy sobre emprendimientos que nunca debemos tener todos nuestros huevos en una misma cesta, porque si se nos cae la cesta, se nos rompen todos los huevos. Creo que uno de los momentos más desagradables que puede vivir el ser humano es quedarse sin trabajo, sin respuestas y no saber qué hacer. Y tener la responsabilidad de cumplir con un hogar. Es por eso que siempre tenemos que tomar el tiempo para tener un plan B”, expuso.

Aunque chef James sí tenía otro plan cosiendo a fuego lento, respuestas no tuvo por parte de Telemundo acerca del motivo de su despido. Ejecutivos de la cadena han manifestado a raíz de la ola de despidos que se proponen reestructurar la programación y los conceptos de los shows.

“A mí no me dieron una razón especifica, que yo creo que esta bien porque tampoco la necesito. Hay un dicho que siempre llevo conmigo: no aclares que oscureces. Si la decisión está tomada no hacen falta los detalles. Todo se sobre entiende, es una compañía, tienen una visión, una gerencia que de repente quiere una chef mujer o a un chef guapo, o un chef gordo o uno flaco, ¿quién sabe? Al final del día, no importa la razón, lo que importa es estar siempre preparado para lo próximo y afrontar eso con total madurez y entender que así funcionan las compañías. Y que solo tenemos control total en lo que hacemos y en nuestros negocios”, contó.

“Son cosas a las que no les podemos poner mucha energía porque siempre van a suceder. Cuando uno entra a trabajar a una empresa, tiene que tener en cuenta que esto va a llegar en algún momento. Y por eso es que siempre hay que mantenerse preparado”, enfatizó el chef James.

Asimismo, con el optimismo que lo caracteriza, agradece lo vivido en Telemundo e insiste en quedarse con lo mejor.

“Para mí todos los cambios son positivos. Nosotros ya teníamos un ciclo abierto y habíamos logrado cosas extraordinarias como haber sacado y vendido la línea de productos dentro del morning show, que era algo que nunca se había logrado dentro de la cadena. Así que esa avenida de emprendimiento ya estaba funcionando increíblemente bien y sigue funcionando, ahora mejor que nunca”, señaló.

“Estamos pasando por un momento bonito. Siempre va a estar la nostalgia, el extrañar la rutina de ver a mis compañeros tras de cámara en las mañanas, que eran mis aliados, mis grandes hermanos. Y eso es lo que más a mí me pega. Dediqué un tercio de mi vida al show”, añadió el chef James, de 31 años, quien durante una década mostró sus dones culinarios ante las cámaras de Un Nuevo Día.

La membresía de Foodieschool tiene un costo de $24.99 al mes, que incluye 2 e-books, 20 recetas, clases magistrales, consejos y sugerencias, además de asesoría y sesiones de preguntas y respuestas transmitidas en vivo desde cualquier lugar.

“Cuando se pueda viajar, si nos vamos a Francia, como hicimos el año pasado, nos llevamos a nuestro equipo y hablaremos de vino desde un viñedo en Francia”.

El chef James también prepara tres libros, entre ellos uno sobre la gastronomía venezolana con el que se propone dar a conocer el sabor de su tierra.

¡Recibe las últimas noticias en tus propias manos!

Descarga LA APP

Deja tu comentario

Te puede interesar