Embed

MIAMI.-Tocando temas jamás explorados en el género de la salsa, el músico y compositor Marlow Rosado comparte detalles de su álbum Feminomanía, una producción en la que exalta la influencia del género femenino en la música caribeña, a través de las voces de 12 talentosas salseras entre las que destacan Albita, Aymée Nuviola, Brenda K Starr y Erika Ender.

Hablando de la homosexualidad, el cáncer, el amor propio, entre otros temas, Rosado quiere que las mujeres sean las grandes protagonistas de esta época resaltando no solo su importancia en la sociedad, sino su papel en la música latina, específicamente en la salsa, género que -a su juicio- se ha mantenido hermético a la inclusión de exponentes femeninas.

Te puede interesar

El disco ya se encuentra disponible en todas las plataformas digitales y dos de los temas, Oshún, con Albita; y Así son, con Aymée Nuviola, poseen videos con sus letras, en la red social YouTube.

Esta es la conversación que el artista puertorriqueño compartió en el programa digital de DIARIO LAS AMÉRICAS, Café con Camila.

Qué lujo poder compartir un disco hecho para mujeres y por mujeres.

Así es, son 13 canciones y 12 cantantes. El disco nació para ser un álbum femenino, porque todas las canciones se escribieron para cada una de las intérpretes que convoqué. Le escribí Oshún a Albita, porque ella era la única que podía cantar ese tema; Así son, a Aymée Nuviola; y Para llegar a donde estoy, a Erika Ender. El disco nació con esa misión.

Tratas el tema de las relaciones lésbicas, y creo que eso jamás se había abordado en una salsa.

Te reto a que me busques una salsa -que no sea dentro de la comunidad gay- que hable de eso. Puedo estar equivocado, pero creo que es la primera vez que un salsero se atreve a hablar de un tema como ese, que está tan presente en nuestras vidas.

También hablas del cáncer y el amor propio.

Así es, y fue un honor contar con Brenda K Starr que se sumó al disco en inglés. Es un álbum que habla de todo, porque trata los temas que a las mujeres les importan.

Vives rodeado de tres mujeres, tu esposa y tus hijas, ¿por qué decidiste rodearte de otras 12?

¡Porque soy masoquista! Quise reunir 12 mujeres para demostrar que es más fácil que lidiar con las tres que tengo en casa (risas).

Te conocemos como pianista y arreglista, pero en este disco te animaste a cantar.

Me animé a poner la voz, porque es importante darme a conocer más. Por ejemplo, si yo digo Rafael Itiel nadie lo conoce. Y él es el director de El Gran Combo de Puerto Rico, y como no canta, nadie lo conoce.

Yo soy el dueño de mi orquesta. He hecho temas con Andy Montañez, Ismael Miranda, Bobby Cruz, Tito Puente Jr., pero muy pocas personas identifican quién soy. Y es necesario adquirir visibilidad.

Naciste escuchando La Sonora Ponceña, Héctor Lavoe, El Gran Combo de Puerto Rico, la salsa clásica, pero Miami, que ya llevas 25 años aquí, me imagino que te ha dado timba y songo.

Claro, traje mi sabor puertorriqueño y todo el resto lo he adquirido aquí. Miami es muy ecléctico y, sobre todo, ahora porque en una época era muy cubano. En mi orquesta mi trombonista es nicaragüense, mi trompetista es cubano, uno de los percusionistas es venezolano, otro es boricua, y tengo un cantante peruano. Es decir, en mi orquesta hay de todo, pero siempre con la sabrosura de Miami.

¿Y cómo definirías el sonido de Miami que en su momento fue el de Miami Sound Machine, Willy Chirino, Carlos Oliva, entre otros?

Ese ya no es el sonido de Miami. Yo creo que Miami es un sitio muy amplio, y lo que se ha convertido en su sonido es la fusión de todas las culturas que aquí confluyen. Aquí por ejemplo no hay una salsa pura, no hay salsa de Nueva York, de Cuba, de Colombia o de Puerto Rico, aquí hay una mezcla.

Eres el último artista que firmó la Fania, en una época en la que la disquera ya no estaba firmando artistas, ¿cómo lo lograste?

Porque mi primer disco fue muy rebelde contra la salsa romántica. Yo le estaba haciendo un tema a un artista pop, y me pidieron que fuera suave y con un ritmo muy lento. El artista no vino al estudio y me mandaron la voz para que yo la cortara. Hasta que exploté e hice mi primer álbum que fue Salsalsa, donde todos los temas fueron duros y me acompañó Andy Montañez. Cuando terminé la producción se la llevé al hombre que dirigía la Fania en esa época, él lo escuchó y me firmaron.

Cuéntame del tema Oshún que hiciste con Albita, ¿qué importancia tiene este Orisha del Panteón Yoruba en tu vida?

El disco entero es una promesa, es el álbum número 5, y ese es el número de Oshún. Yo creo que muchas bendiciones han llegado a mi vida porque yo se las pedí a mi madre Oshún. Y uno de los temas tenía que ser escrito para ella, y nadie mejor que Albita para cantarlo.

Si desea conocer más acerca de Marlow Rosado, puede visitar el sitio web www.marlowrosado.com.

Aparecen en esta nota:

DLA Clasificados

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Está de acuerdo con la decisión de Trump de imponer aranceles al aluminio y al acero provenientes de Brasil y Argentina?

No
No sé
ver resultados

Las Más Leídas