VENECIA.- Venecia, el más antiguo de todos los festivales de cine, está por cumplir 75 ediciones y en todo ese tiempo tan sólo una película de bandera latinoamericana levantó el León de Oro: "Desde allá", del venezolano Lorenzo Vigas.

No obstante, otros dos realizadores iberoamericanos pueden presumir de esa prestigiosa distinción que comenzó a otorgarse con ese nombre tras la Segunda Guerra Mundial:El español Luis Buñuel lo consiguió en 1967 con la película francesa "Belle de jour" y el mexicano Guillermo del Toro el año pasado con la producción estadounidense "La forma del agua".

En 1965 Buñuel, exiliado en México y con pasaporte de ese país, recibió el Gran Premio del Jurado por la mexicana "Simón del Desierto", un testigo que recogería en 1984 el argentino Fernando "Pino" Solanas ("Tangos. El exilio de Gardel") y 20 años más tarde el español Alejandro Amenábar con "Mar Adentro".

El León de Plata al mejor director, un premio que comenzó a entregarse en 1990, apenas tiene a dos directores españoles y dos latinoamericaos en su nómina: Bigas Luna ("Jamón, jamón", en 1992) y Alex de la Iglesia ("Balada triste de trompeta", 2010). Hace dos años fue el mexicano Amat Escalante el que ganó ese trofeo con "La región salvaje", mientras que en 2015 fue el argentino Pablo Trapero con "El Clan".

En la categoría de actuación, Venecia sí ha tenido ojos para Javier Bardem. El español levantó la Copa Volpi en el año 2000 por meterse en la piel del escritor cubano Reynaldo Arenas en "Before Night Falls" y cuatro años más tarde volvería a repetir el gesto tras encarnar al tetrapléjico Ramón Sampedro en "Mar Adentro".

El argentino Oscar Martínez consiguió el trofeo con "El ciudadano ilustre", de Mariano Cohn y Gastón Duprat, hace dos años.

Sin embargo, ni una sola actriz iberoamericana, a excepción de la portuguesa María De Medeiros ("Tres Irmaos", 1994), puede presumir de ese galardón.

La "Mostra Internazionale d'Arte Cinematografica" se celebró por primera vez en 1932 en el hotel Excelsior de isla de Lido en Venecia, donde todavía hoy se puede ver a las estrellas del certamen conversando con la prensa o escabulléndose del bullicio con un paseo por su playa privada.

Por las pantallas del pionero de los festivales, que comenzó su andadura con una película en blanco y negro: "Dr. Jekyll y Mr. Hyde", han pasado y fueron distinguidas obras maestras como "Rashomon", de Akira Kurosawa.

Pero también fueron ignorados en la categoría reina del palmarés clásicos del séptimo arte como "La perla", del mexicano Emilio "el Indio" Fernández, "Calle Mayor", del español Juan Antonio Bardem, "El verdugo", de su compatriota Luis García Berlanga, o "Fanny y Alexander", de Ingmar Bergman, entre otros.

El certamen, que ha vivido altibajos tras dejarse de celebrar durante la Segunda Guerra Mundial (entre 1943 y 1945), quedar reducido a una muestra no competitiva entre 1969 y 1972 o ni siquiera llegar a celebrarse entre 1973 y 1979, recuperó su formato de festival competitivo en 1980.

Desde entonces no falta a su cita al final del verano (boreal). En su 75 edición no sólo cuenta con cine en español en la competencia, sino también con un jurado presidido por Guillermo del Toro, que el año pasado se convirtió en el primer mexicano, con permiso de Buñuel, en levantar el León de Oro.

FUENTE: DPA

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Cree que el reconteo de votos en Florida despejará las dudas sobre el ganador en el senado y la gobernación?

Las Más Leídas