miércoles 15  de  mayo 2024
Béisbol

Estas son las nuevas reglas a implementar en MLB en 2023

El cronómetro para los lanzadores, las limitaciones con las formaciones especiales y almohadillas más grandes serán parte de un nuevo experimento en MLB

El comisionado Rob Manfred y compañía continúan pujando en su intento por acelerar el ritmo de los juegos en las Grandes Ligas (MLB) y en esta venidera temporada implementarán nuevas reglas que prometen alterar de forma considerable la manera en la que se desarrolla cada compromiso.

Las tres modificaciones más relevantes van ligadas a un cronómetro que se utilizará para los lanzadores, limitaciones en los conocidos "shifts" defensivos y el uso de bases más grandes a las habituales.

A continuación se explica en qué consiste cada una de ellas y los motivos por las cuales fueron implementadas este año.

Cronómetro para lanzadores

Con la intención de apurar un poco a los serpentineros en su trabajo, habrá un cronómetro de 30 segundos entre bateadores y posteriormente también existirá un límite de tiempo menor entre lanzamientos. Se le solicitará a los pitchers que inicien sus movimientos 15 segundos después de haber recibido la pelota cuando estén las bases sin nadie en circulación y con 20 segundos en caso de que existan corredores en los alrededores.

Si los brazos no obedecen esta regla, serán castigados con una bola en la cuenta de forma automática.

Asimismo, los lanzadores solo podrán salirse del montículo en dos oportunidades por visita al plato con un corredor en la inicial. Por ejemplo, esto aplica en casos de intentos de sorprender al corredor o sacar el pie de la lomita para lanzar.

Mientras tanto, los bateadores también deberán acelerar su ritmo de trabajo en cada turno. Los toleteros tendrán que estar en la caja de bateo cuando el cronómetro marque ocho segundos; de lo contrario, serán sancionados con un strike automático.

https://twitter.com/RonBohning/status/1623163858599956481

Restricciones de formaciones especiales

Todos los equipos, cuando estén a la defensiva, deben tener un mínimo de cuatro jugadores en el cuadro interior y por lo menos dos de los infielders tienen que estar ubicados en uno de los lados que rodea la segunda base. Esta limitación tiene como finalidad aumentar el promedio de bateo en pelotas puestas en juego.

Bases más grandes

A partir de esta temporada, la primera, segunda y tercera base tendrán 18 pulgadas de largo, en comparación con las 15 de antes. El plato, sin embargo, permanecerá del mismo tamaño.

En el caso de esta medida, el motivo principal para ella está asociado con la seguridad de los jugadores, ya que los corredores y defensores tendrán más espacio para maniobrar sin colisionar entre ellos.

Este trío de nuevas reglas comenzará a implementarse desde los entrenamientos primaverales y se extenderá también hasta la postemporada.

FUENTE: Andrés Espinoza Anchieta

¡Recibe las últimas noticias en tus propias manos!

Descarga LA APP

Deja tu comentario

Te puede interesar