Resulta increíble la remontada de los Dolphins(5-7) que, luego de siete derrotas consecutivas, se encuentran en una racha de cuatro victorias al hilo. Esta montaña rusa alcanza su pico más alto para el conjunto de Miami justo en la parte crucial de la temporada de la NFL.

Las dudas, las fallas en la ejecución y la falta de coordinación han dado paso a la seguridad, la eficacia y la contundencia y el equipo dirigido por el entrenador Brian Flores mira ahora la parte final de la campaña con renovadas esperanzas.

Te puede interesar

¿Cómo se ha producido este milagro?

“Solo trato de enfocarme en el día a día y luchar para que el conjunto mejore”, explicó con humildad el estratega de origen hondureño (Brian Flores). “A la larga, las cosas se van consiguiendo. Pero hay muchos factores que entran en consideración: jugar con disciplina, ajustar el plan de juego y tener una base firma para hacer los cambios que se requieren”.

Flores considera que el trabajo duro de los novatos, sumado al de los más experimentados, va dando sus frutos. Gracias a ello, jóvenes como el wide receiver Jaylen Waddle, el linebacker Jaelan Phillips y el safety Jevon Holland vienen lográndose los objetivos que se ha trazado el escuadrón miamense.

Noviembre fue inolvidable para los Dolphins, que completaron los cuatro partidos del mes con cuatro triunfos.

El entrenador, sin embargo, toma con mucha cautela estos éxitos. Y también prefiere ser muy cuidadoso cuando analiza el rendimiento de los novatos.

“A ellos todavía les falta mucho camino por recorrer y mucho por aprender”, indicó Flores. “Nos encontramos en un punto de la campaña que marca la diferencia a lo que ellos están acostumbrados. La temporada en el campeonato de las universidades se encuentra compuesta de 12 partidos y nosotros acabamos de sumar 12 encuentros. En la liga este es el momento más largo, más físico, más extenuante en muchos aspectos: mental, físico y emocional. A partir de ahora los novatos tendrán una experiencia que jamás han vivido, pues aquí es donde difiere la NFL de los campeonatos colegiales”.

El triunfo 33-10 de los Dolphins sobre los Panthers de Carolina, en el Hard Rock Stadium el pasado domingo 28 de noviembre, es considerado para muchos como el mejor partido de la temporada del conjunto de Flores.

brian flores entrenador futbol dolphins miami - nicolas tapia.jpg
El objetivo de Brian Flores como entrenador de los Dolphins de Miami es que sus jugadores sean la mejor versión de ellos mismos. 

El objetivo de Brian Flores como entrenador de los Dolphins de Miami es que sus jugadores sean la mejor versión de ellos mismos.

Ese día funcionó en gran forma el ataque, la defensa y los equipos especiales. Y ese rendimiento ha dado enorme confianza a los jugadores.

“Pienso que estamos jugando con mayor agresividad y menos apremio”, afirmó Phillips, quien derribó tres veces al quarterback de los Panthers. “Estamos trabajando bastante mejor como equipo. Jugamos con mayor libertad, con genuina alegría y volamos en la cancha para completar las jugadas”.

Phillips tiene la fortuna de integrar una defensiva con gente experimentada y de gran talento, como Xavien Howard, quien se convirtió en el jugador que necesitó la menor cantidad de partidos (67) desde 1990 para alcanzar 25 intercepciones en una misma temporada, Nik Needham, Christian Wilkins y Emmanuel Egbah.

En noviembre, la defensiva de los Dolphins permitió un promedio de apenas 11.5 puntos por partido y con ello no solo transmitió seguridad a todo el grupo sino que además sentó las bases para que la ofensiva pudiera desempeñarse con la tranquilidad de tener un sólido respaldo defensivo.

En la ofensiva, el quarterback Tua Tagovailoa empieza a producir de acuerdo a las expectativas que los Dolphins esperaban de él. Posee un récord de 9-7 en los 16 partidos en los que ha sido titular con los surfloridanos. Ha pasado para 27 touchdowns y solo 12 intercepciones.

Es cierto que en un equipo nadie consigue las cosas por sí solo. Por el contrario, necesita el apoyo de sus compañeros. Y en este caso el principal objetivo de Tua es Waddle, quien fue su compañero cuando ambos jugaban en la Universidad de Alabama.

Y los equipos especiales también se han sumado a la meta de Flores, quien siempre exige a a los suyos a complementarse.

Antes de entrar en esta racha ganadora en la temporada, los Dolphins tenían un partido en el que la defensiva brillaba, pero el ataque no estaba en su mejor día. A veces ocurría lo contrario. Otras, la ofensiva y la defensiva rendían una buena actuación pero falllaban los equipos especiales. Esa falta de consistencia era la causante de las derrotas.

Ahora eso no ocurre y todos rinden a un alto nivel y, en consecuencia, se han sucedido las victorias.

Pese a esta buen momento, todavía falta mucho pan por rebanar. Viene la parte más difícil de la temporada, Y los Dolphins tienen el desafío de continuar sumando victorias para aspirar a cosas mayores en la presente temporada.

FUENTE: Luis F. Sánchez

Aparecen en esta nota:

 

Diario Las Américas no se hace responsable de las opiniones emitidas por los lectores; sin embargo, exhorta a evitar el lenguaje vulgar u ofensivo contra terceros. Nuestra empresa se acoge al derecho de eliminar cualquier comentario que viole estas normas.

Diario Las Américas is not responsible for the opinions issued by the readers; however, it urges to avoid vulgar or offensive language against third parties. Our company is entitled to remove any comments that violate these rules.

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Debería el gobernador DeSantis emitir medidas sanitarias de carácter obligatorio para todo el estado? 41.92%
¿Las medidas deberían ser potestad de los gobiernos locales según se requieran? 30.29%
¿Las medidas sanitarias deben ser decisión individual de cada persona? 27.79%
65099 votos

Las Más Leídas