sábado 18  de  mayo 2024
Béisbol

Los Marlins y una apuesta interesante en tiempos de crisis

Ante la gran cantidad de lesiones que ha sufrido la rotación abridora de Miami, el veterano Zack Greinke se presenta como una opción atractiva para el alto mando

Por Andrés Espinoza Anchieta

No hay forma de maquillarlo: la temporada 2024 de las Grandes Ligas ha sido una verdadera decepción para los Miami Marlins. Una de las principales razones de ello tiene que ver con la gran cantidad de lesiones que han sufrido miembros importantes del roster, en especial aquellos que parecían destinados a formar parte de la rotación abridora.

Algunos, como los dominicanos Sandy Alcántara y Eury Pérez se perderán el resto del torneo, mientras que otros como el venezolano Jesús Luzardo y Braxton Garrett están marginados por tiempo indefinido.

Ante semejante crisis, la idea de firmar a un iniciador desde la agencia libre luce más que necesaria, aunque entre las alternativas todavía disponibles, hay una que se presenta como la más interesante.

Se trata del veterano Zack Greinke, un exganador del premio Cy Young. Después de una campaña en la que marcó una efectividad de 5.06, con un FIP de 4.74 y una tasa de 6.1 ponches por cada nueve entradas en 30 juegos con los Reales en 2023, es entendible el motivo por el que el brazo de 40 años de edad continúa sin empleo.

Basado en sus resultados del certamen previo, el diestro no parece una opción mejor que las que ya tiene a su disposición el mánager Skip Schumaker, pero con unos Marlins que cada vez empeoran más su situación en 2024, Greinke podría ser la respuesta perfecta para el equipo en su intento por comer varios innings y resguardar los brazos de los serpentineros más promisorios del club.

Sin embargo, hay otro motivo por el que la directiva de los peces podría considerar la firma, una que no tiene nada que ver con el equipo como tal. Greinke tiene 2.979 ponches a lo largo de su carrera y que alcance la cifra de los 3.000 con el uniforme de los Marlins sería una de las muy pocas razones por las que la fanaticada podría sonreír en este 2024.

Es una oportunidad para que Miami pueda generar algo de ruido en este oscuro torneo para la divisa e incluso ingresar a los libros de historia. Quizás, aunque en un escenario remoto, la apuesta también permita que se vendan entradas adicionales en el usualmente desierto LoanDepot Park.

Firmar a Greinke está lejos de ser una garantía o una necesidad para los Marlins y sus ejecutivos, pero al final de cuentas, la inversión de un par de millones de dólares adicionales por un momento histórico podría ser todo lo que este combinado esté dispuesto a ofrecerle a su afición en el año en curso.

¡Recibe las últimas noticias en tus propias manos!

Descarga LA APP

Deja tu comentario

Te puede interesar