lunes 20  de  mayo 2024
FLORIDA

Arrestan a dos policías de Hialeah por golpear a desamparado

Los dos agentes de Hialeah están acusados de secuestro, agresión y mala conducta
Diario las Américas | CÉSAR MENÉNDEZ
Por CÉSAR MENÉNDEZ

MIAMI.- Dos agente del Departamento de policía de Hialeah fueron arrestados, acusados de esposar y golpear a un desamparado hasta dejarlo inconsciente, anunció la fiscal estatal de Miami-Dade, Katherine Fernández Rundle.

Según sostuvo la fiscal en rueda de prensa este jueves 26 de enero, el exoficial Lorenzo Rafael Orfila Rodríguez, de 22 años, está acusado de secuestro, agresión y mala conducta por parte de un servidor público. Mientras que, a Rafael Otano, de 27 años, se le acusa de secuestro, y agresión.

Entre los imputados hay un civil, Ali Amin Saleh, sospechoso de manipulación de testigos.

Fernández Rundle indicó que el incidente comenzó alrededor de las 5:13 p.m. el 17 de diciembre, cuando los oficiales fueron enviados a la panadería “Los Tres Conejitos” en 1912 W. 60th St, donde había un disturbio.

La víctima fue identificada como José Ortega Gutiérrez, de 50 años, una persona sin hogar que suele deambular por la plaza comercial.

Cuando llegaron al lugar, el oficial Orfila esposó a la víctima y lo colocó en la parte trasera de su patrulla.

Después, los agentes lo trasladaron a un área aislada en el Northwest 97th Avenue y 174th Street, “que está fuera del sector de los agentes que operaban en el sector cuatro”, y presuntamente “lo golpearon hasta dejarlo inconsciente”.

La víctima indicó a los detectives que al volver en sí y recobrarse de la golpiza vio que ya no estaba esposado. Luego comenzó a caminar hacia el sur por 97th Avenue, donde se encontró con un oficial de policía de Hialeah, fuera de servicio, que estaba paseando a su perro, quien llamó al 911.

Según el fiscal estatal, el agente Orfila indagó sobre el estado de la víctima y le pidió a otro oficial que marcara la llamada como "sin informe". El oficial no cumplió con esa solicitud.

Doce días después del incidente, la víctima notificó a los detectives que Saleh se le acercó y le pidió que firmara una declaración jurada en inglés y español sobre su desafortunado encuentro con los oficiales.

La víctima dijo que Saleh a cambio le prometió que le daría 1,200 dólares. “Un dinero fácil”.

“La víctima, que no sabe leer ni inglés ni español, firmó la declaración jurada”, sostuvo Fernández Rundle. Ya que necesitaba el dinero.

Sin embargo, en el documento la víctima sostenía había sido arrestada por beber en público y que los oficiales no lo golpearon.

Después esta declaración fue notariada, pero el notario admitió haberle hecho un favor a Saleh, sin que la víctima estuviera presente.

Los oficiales también están acusados de no encender sus cámaras corporales durante todo el encuentro con la víctima. Los investigadores tuvieron en cuenta los GPS de los carros de Policía y un video de una cámara de vigilancia donde se muestra que la víctima no hizo nada por lo que debería haber sido arrestado ese día y también captó el momento en que Saleh se le acercó.

La fiscal estatal dijo que los tres hombres, que fueron detenidos el jueves por la mañana, enfrentan cargos sin posibilidad de fianza.

“No permitiremos que los policías corruptos abusen de sus poderes. El primer deber de la Policía es defender a las personas y las propiedades” apuntó.

Ambos agentes fueron expulsados del Departamento de Policía de Hialeah por el alcalde Esteban Bovo, quien afirmó sentir una gran decepción.

“Como alcalde, he trabajado de cerca con el jefe George Fuente para crear un Departamento que no solo sea profesional, sino que cumpla con los estándares que los residentes de Hialeah merecen, exigen y esperan. Las acciones de estos oficiales no cumplen con estas expectativas”.

[email protected]
@menendezpryce

¡Recibe las últimas noticias en tus propias manos!

Descarga LA APP

Deja tu comentario

Te puede interesar