Embed

MIAMI.- El Ayuntamiento de Miami premia el esfuerzo académico de diez estudiantes de bajos recursos de la ciudad, que tendrán la oportunidad de conocer España, aprender un poco del idioma castellano y relacionarse con otros jóvenes de ese país europeo durante 10 días.

Los beneficiarios del programa, escolares con un promedio académico o GPA superior a 2.5, podrán recorrer el denominado Camino de Santiago, los pueblos y ciudades que lo conforman en la región de Galicia, en compañía de jóvenes españoles que pertenecen al programa Access, que la Fundación International Studies lleva a cabo junto a la Embajada de Estados Unidos, en Madrid.

Al realizar el anuncio oficial, el alcalde de Miami Tomás Regalado dijo que durante el viaje, comprendido entre el 20 y el 29 de junio próximos, los participantes estarán en contacto con la riqueza histórico cultural de España, “para inculcarles valores como el trabajo en equipo, pensamiento creativo, lidiar con situaciones de estrés, probar nuevas estrategias y evaluar sus resultados”.

Para Regalado, quien se declaró “emocionado” con esa iniciativa, ésta es una gran oportunidad para que estudiantes seleccionados de los establecimientos educativos Miami Senior High School, Northwestern Senior High School, Miami Jackson Senior High School y New World School of the Arts puedan hacer nuevas amistades y conocer otra cultura.

En la ceremonia de presentación del programa también participaron Wifredo Gort, comisionado de Miami, María Díaz de la Cebosa, presidenta de la Fundación International Studies y la Universidad CIS – The College for International Studies, Cándido Creis, cónsul general de España en Miami, José Cueto, presidente de International Finance Bank y el connotado periodista Mario Andrés Moreno, entre otros invitados especiales.

El Camino de Santiago

Díaz de la Cebosa explicó que los jóvenes miamenses llegarán a Madrid el 20 de junio, y realizarán el Camino de Santiago entre el 22 y el 29, partiendo de la municipalidad de Sarriá, en la provincia de Lugo, hasta llegar a Santiago de Compostela, donde se encuentra la majestuosa Catedral de Santiago que, según la tradición, guarda el sepulcro del santo apóstol.

“Los jóvenes de Miami van a hacer ese recorrido de más de 150 kilómetros (93 millas) con 19 jóvenes españoles que cierran un ciclo con el programa Acces”, precisó.

Además de una vía de manifestación religiosa, el Camino de Santiago fue una ruta de comercio internacional que puso en contacto dos ámbitos económicos diferentes: el hispano-musulmán y el cristiano-feudal, y supuso la entrada de corrientes nuevas de pensamiento y manifestaciones artísticas en España.

Miami estudiantes Espana Tomas Regalado junio 2017
El alcalde de Miami, Tomás Regalado, anuncia el viaje de los estudiantes seleccionados
El alcalde de Miami, Tomás Regalado, anuncia el viaje de los estudiantes seleccionados

Más adelante, Díaz de la Cebosa indicó que la barrera del idioma “no será tan complicada por el lado de los niños españoles”, porque ellos completan dos años estudiando inglés y en estos momentos –acorde con la dirigente universitaria– lo hablan de tal manera que pueden sostener una conversación.

Uno de los propósitos esenciales del periplo es que los dos grupos de jóvenes puedan interactuar y comunicarse entre sí mientras alcanzan la meta final: la ciudad de Santiago de Compostela, que junto a Jerusalén y Roma es uno de los mayores núcleos de peregrinación cristiana en el mundo moderno.

“Experiencia única”

Otra voz que congratuló el programa que combina el apoyo de los sectores público y privado, fue la del cónsul de España en Miami, quien dijo que “recorrer el Camino de Santiago es una experiencia única para pensar, rezar y llegar finalmente a Santiago, que, como se sabe, es el Patrón de España”.

Explicó el diplomático Creis que “el Camino de Santiago es en realidad un doble camino: uno que es exterior, físico, que se hace caminando, en bicicleta o en vehículo, y otro que es el camino interior, que ayuda a la reflexión personal y el compartir con los demás”.

Dijo, además, que por ser el sur de la Florida una zona con tanta influencia hispana, el hecho de que se haya escogido España para premiar a estudiantes de buenas calificaciones de escuelas públicas, no lo tomó por sorpresa. “Este es otro puente que se tiende entre España y esta parte de los Estados Unidos”, aseveró.

Voces de respaldo

Wifredo “Willy” Gort, comisionado de la ciudad de Miami, cree que el social media es relevante, pero mucho más, según dijo, la comunicación entre las personas, y “para nuestra juventud es importante que conozcan otro país, otras costumbres y aprendan un poco de otros idiomas”.

En efecto, durante los 10 días en tierras ibéricas, los estudiantes procedentes de la Capital del Sol podrán compartir experiencias con otros jóvenes, apartando por un momento su mirada de artefactos electrónicos como el teléfono celular o móvil y de consolas de videojuegos que demandan un largo periodo de tiempo frente a una pantalla.

La iniciativa tendrá el respaldo del International Finance Bank (IFB), cuyo presidente, José Cueto, considera que “este proyecto tiene mucho que ver con los intereses en común del IFB, porque es un banco comunitario, y es nuestro deber estar involucrados con la comunidad”.

Y añadió: “La mirada optimista del futuro y nuestra apuesta por una sociedad mejor es uno de los objetivos para poder participar en este programa. Creo que las oportunidades hay que buscarlas, pero también ofrecer estas oportunidades a las nuevas generaciones”.

Joel Díaz, uno los estudiantes beneficiarios del programa, aseguró sentirse muy emocionado por conocer España y a otras personas. No habla un español fluido y dijo “es la primera vez que salgo de los Estados Unidos, (…) estoy muy contento (…) [y] creo que me va a gustar España, porque es muy diferente a aquí”.

El grupo de adolescentes, de edades comprendidas entre los 14 y los 17 años, estará acompañado por profesores, monitores, funcionarios de la alcaldía de Miami, de la organización sin fines de lucro Take Stock in Children, de la Fundación International Studies, voluntarios de la Universidad CIS – The College for International Studies y un camarógrafo que aportará las imágenes para realizar un documental.

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario