MIAMI.- El número de peticiones de asilo por "miedo creíble" aprobadas en las cortes de inmigración de la Florida ha disminuido dramáticamente, a niveles nunca vistos antes, según un estudio difundido esta semana.

Un reporte del Transactional Records Access Clearinghouse (TRAC), el centro de análisis de la Universidad de Syracuse, en Nueva York, refleja que el 86 % de las solicitudes fueron desaprobadas durante el año en curso, mientras en Orlando el 85% corrió igual suerte.

“El asilo siempre ha sido algo difícil de lograr pero últimamente hemos visto una tendencia mayor que preocupa”, declaró a DIARIO LAS AMÉRICAS el abogado Luis Martínez, del bufete Martinez & Associates.

De hecho, la solicitud de asilo, que tienen como base principal la persecución política o incluso el miedo a correr peligro de vida por determinadas razones, puede tomar desde meses hasta dos o tres años, dependiendo de la documentación y las pruebas sometidas.

“Yo diría que una buena parte de esas solicitudes fueron incluso presentadas antes de que Donald Trump asumiera la jefatura del Gobierno”, argumentó Martínez.

¿Qué es asilo?

El asilo es la protección que un juez federal de Inmigración otorga a inmigrantes extranjeros que no tienen permiso de residencia permanente en Estados Unidos y temen regresar a sus países de orígenes porque se sienten amenazados.

Una vez concedido el amparo, el beneficiado y su familia reciben el estatus de legalidad, incluyendo permiso de trabajo y derecho a solicitar la residencia permanente, y más tarde la nacionalidad estadounidense, acorde a la ley existente.

“No sé si el monto de negaciones está vinculada o no con la política de inmigración, pero es cierto que la desaprobación de solitudes ha aumentado en los últimos dos años”, añadió.

Por ejemplo, la cifra de peticiones rechazadas fue 58% en 2016 y 61% en 2017, según los datos proporcionados por el centro de análisis.

Los jueces de Inmigración en la Florida operan en Miami y Orlando. “Pero no sólo aquí aumenta la cifra de rechazados, en el país también”, esclareció el abogado.

En efecto, según el informe alrededor del 65% de las solicitudes de asilo fueron desaprobadas durante 2018, lo que también significa el mayor porcentaje reportado al menos en los últimos 20 años.

El pasado mes de junio la Secretaría de Justicia, dirigida entonces por Jeff Sessions, dictaminó que la violencia doméstica y de pandillas no son razones para otorgar asilo.

Por otra parte, Trump impulsó una orden ejecutiva para prohibir que los inmigrantes crucen la frontera de los Estados Unidos para obtener asilo.

No obstante, esa orden ejecutiva fue recientemente bloqueada por un juez federal hasta nuevo aviso.

“Son decisiones que tratan de proteger la buena fe de la protección pero a la vez podrían tener graves consecuencias para las personas que son rechazadas, ya que deben regresar a sus lugares de origen donde supuestamente podrían correr peligro de muerte”, añadió el abogado.

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Cree que la construcción del estadio de fútbol con un complejo comercial de David Beckham en Miami traerá mayores beneficios a la ciudad?

Las Más Leídas