MIAMI,- Hace 40 años, el 23 de febrero de 1981, España vivió el terror de un intento de golpe de Estado, que marcó el fin de la transición y la reafirmación del comienzo de la democracia.

El país ibérico evolucionaba de dictadura a pluralismo, al mismo tiempo que movía fichas con fuerzas opuestas que respondían indistintamente al pasado y el futuro.

Te puede interesar

De esta manera, un numeroso grupo de guardias civiles, bajo el mando del teniente coronel Antonio Tejero, asaltó el Congreso español, durante la votación para la investidura del candidato a la Presidencia del Gobierno Leopoldo Calvo-Sotelo, mientras en Valencia fuerzas militares y tanques ocupaban la ciudad.

“¡Quieto todo el mundo!”, gritó Tejero, y dio orden de que todos los diputados se tirasen al suelo.

Testigos aseguran que el entonces vicepresidente del Gobierno, el teniente general del Ejército de Tierra Gutiérrez Mellado, se levantó y se dirigió a Tejero y le ordenó que se pusiera firme y le entregase el arma, pero éste contestó con un disparo al aire que fue seguido por unas ráfagas de los subfusiles de los asaltantes.

Entorno

Entonces España se abría paso hacia la democracia tras haber aprobado en las urnas la Constitución de 1978, Adolfo Suárez era presidente del Gobierno, Felipe González era diputado y secretario general del Partido Socialista Obrero Español y Santiago Carrillo era también legislador y además secretario general del Partido Comunista de España que fue legalizado tres años antes.

De hecho, parte del suceso fue grabado por el canal Televisión Española, que se encontraba en el lugar, lo que más tarde resultó en un documento audiovisual de valor incalculable sobre la tentativa de golpe de Estado.

El Rey

Entretanto otros altos militares trataban de ocupar sin éxito puntos estratégicos de Madrid, pero a las nueve de la noche el Ministerio del Interior informaba de la constitución de un gobierno provisional, a lo que el entonces rey Juan Carlos I, jefe supremo del Ejército, se opuso con una alocución que fue transmitida por televisión nacional.

“La Corona, símbolo de la permanencia y unidad de la patria, no puede tolerar en forma alguna acciones o actitudes de personas que pretendan interrumpir por la fuerza el proceso democrático que la Constitución votada por el pueblo español determinó en su día a través de referéndum”, señaló el monarca.

Una hora después los militares abandonaron posiciones, mientras los guardias civiles que asaltaron el Congreso negociaban la rendición a cambio de que los de rango inferior hasta teniente no serían juzgados.

Por ello y más, el rey Felipe VI ha subrayado, en el acto conmemorativo del 40 aniversario del intento golpista, que la “firmeza y autoridad” del rey Juan Carlos I “fueron determinantes para la defensa y el triunfo de la democracia” aquel día.

“Ante aquella inaceptable fractura del legítimo y legal orden democrático, el rey Juan Carlos I asumió como Jefe del Estado su responsabilidad y su compromiso para que se tomaran todas las medidas necesarias para mantener el orden constitucional dentro de la legalidad vigente”, recalcó.

El actual Gobierno español, encabezado por Pedro Sánchez, defendió el papel del rey Juan Carlos I y su contribución para consolidar la democracia: “No hay discusión sobre el papel que jugó”, afirmó.

Minutos después, la portavoz del Gobierno, María Jesús Montero, reivindicó en rueda de prensa que “nadie puede dudar de la aportación del Rey Juan Carlos hizo a la democracia de este país” y comunicó que el Consejo de Ministros opina que la participación del entonces rey “marcó un punto de inflexión en el desarrollo de los acontecimientos”.

Hoy España, con virtudes y defectos, figura en la muy selecta lista de 23 democracias plenas, en el puesto 22, incluso delante de Francia y Estados Unidos, según el Democracy Index que es copilado por el Economist Intelligence Unit (EIU).

Aparecen en esta nota:

 

Diario Las Américas no se hace responsable de las opiniones emitidas por los lectores; sin embargo, exhorta a evitar el lenguaje vulgar u ofensivo contra terceros. Nuestra empresa se acoge al derecho de eliminar cualquier comentario que viole estas normas.

Diario Las Américas is not responsible for the opinions issued by the readers; however, it urges to avoid vulgar or offensive language against third parties. Our company is entitled to remove any comments that violate these rules.

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Debería el gobernador DeSantis emitir medidas sanitarias de carácter obligatorio para todo el estado? 41.19%
¿Las medidas deberían ser potestad de los gobiernos locales según se requieran? 31.54%
¿Las medidas sanitarias deben ser decisión individual de cada persona? 27.27%
20858 votos

Las Más Leídas