HONG KONG.- Manifestantes en Hong Kong quitaron el sábado una bandera china de su asta y la lanzaron al icónico puerto Victoria de la ciudad, después de lo cual la Policía roció gas lacrimógeno a algunos manifestantes cuando estos vandalizaron una estación policial.

Decenas de miles de manifestantes vestidos en negro llenaron una calle principal en un usualmente bullicioso distrito comercial en donde propietarios de tiendas cerraron sus puertas en previsión de una protesta prolongada. También bloquearon un túnel y rodearon estaciones policiales en donde se suspendieron los servicios que no eran de emergencia.

Te puede interesar

La protesta fue la más reciente en un movimiento prodemocracia que lleva semanas en Hong Kong, un territorio semiautónomo chino. Aunque las movilizaciones han sido en su mayoría pacíficas, cada vez más derivan en escaramuzas con la policía luego de que algunos manifestantes se negaran a retirarse a la hora acordada.

La Policía arrojó varias granadas de gas lacrimógeno el sábado en la noche para que retrocediera un grupo de manifestantes que había arrojado ladrillos a una estación policial y pintó sus muros con leyendas obscenas.

Los manifestantes levantaron una barricada con sombrillas, barreras de metal y contenedores públicos de basura, mientras la policía se mantuvo fija y levantó el gas lacrimógeno como advertencia.

En otra manifestación el sábado, miles de personas vestidas en blanco se reunieron en un parque de Hong Kong para expresar su apoyo a la Policía. Levantaron carteles que decían, “Dale una oportunidad a la paz”.

A las pocas horas de comenzar su protesta, los manifestantes montaron estaciones de apoyo y entregaron cascos. Un grupo llegó al área de la bahía cerca de un lujoso centro comercial con hoteles de primer nivel, algunos manifestantes subieron entre un grupo de astas bandera y quitaron la bandera nacional china.

Después de debatir si debían pintar la bandera de negro, decidieron arrojarla al agua antes de que la Policía interviniera.

Antes colonia británica, Hong Kong regresó a China en 1997 bajo el acuerdo de “un país, dos sistemas”, que prometía ciertas libertades en la ciudad de las que muchos residentes de china continental no gozan. Sin embargo, en años recientes algunos residentes de Hong Kong han acusado a Beijing de quitarles su autonomía al arrestar a vendedores de libros y activistas.

FUENTE: AP/YANAN WANG/REDACCIÓN

Aparecen en esta nota:

DLA Clasificados

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Está de acuerdo con la decisión de Trump de imponer aranceles al aluminio y al acero provenientes de Brasil y Argentina?

No
No sé
ver resultados

Las Más Leídas