Recientemente tuve el honor de entrevistar al Comisionado de DDHH de la Presidencia de República, Abog. Humberto Prado. Un venezolano íntegro, nacido, criado y vecino de La Pastora, que pasó de prisionero a Coordinador de Deportes Penitenciarios, profesional del derecho y primer recluso en convertirse director de un Penal: Yare I y II. Ya lo había soñado siendo recluso…

Si alguien ha demostrado que en la vida se puede salir adelante y superar las dificultades, es este caraqueño originario a quien muchos prisioneros le confiaron no sólo su libertad sino lograr una vida absuelta, readaptada y digna. Vale la pena contar un poco su historia, testimonio viviente de sujeción y entereza.

Te puede interesar

De preso a boxeador olímpico…

Humberto Prado fue a la cárcel por un delito de propiedad que reconoció y se puso a derecho. Siendo apenas un joven de 22 años, enfrentó la dureza de vivir en varios centros penitenciarios de Venezuela. “En la cárcel Orlando, conoces el miedo que no tuviste. Sobrevives cada día. Irte a dormir puede ser no despertar. Y duermes despierto…” Prado es un hombre llano, sencillo pero fuerte a la vez. Reservado, de mirada fija, conducente, que registra un mundo interno que sólo él ha sabido reposar e interpretar después de siete años de prisión. Por eso su misión es el prójimo. No le interesa lo material. Su corazón y su cabeza están dedicados a los olvidados, tanto víctimas como victimarios, en búsqueda de una vida...en paz.

Fue el primer venezolano en ganar el galardón del gobierno de Canadá como ilustre defensor de los DDHH [2009]. “Con ese frío [de Canadá] fui a recibir mi reconocimiento porque el premio no era para mí sino para todos los héroes anónimos que en Venezuela-con muy poco-luchan por los DDHH”

Prado desde prisión lideró su programa de deporte penitenciario. Fue entrenador de béisbol, básquetbol, natación, fútbol, boxeo, atletismo. Juntó otras disciplinas. Modificó la rutina de los guardias y los presos. Logró el desarme de muchas prisiones, canjeando chuzos y pistolas por guantes, bates, pelotas y zapatos de deporte. Un proceso donde un convicto absorto de violencia y soledad pasó a ser un notorio y destacado atleta […]Prado recuerda el día de unos de sus exámenes psicológicos en prisión. Cuenta que «lo rasparon». Al preguntarle a qué se dedicaría al salir de la cárcel, él respondió: “quiero ser director de prisiones”. La psicóloga lo aplazó por considerarlo un iluso. El tiempo demostró que “esa ilusión” fue luz eterna…

Prado desde la cárcel organizó 7 campeonatos nacionales de deportes penitenciarios en 14 disciplinas. Una de sus anécdotas más recordadas fue la del negro Guevara. Un prisionero con una pegada más pesada que la de “mano e’ piedra”. Ganaba todos los cotejos por knockout. Humberto pidió permiso a la Juez para llevar a Guevara a los nacionales de boxeo. Le concedieron licencia. Guevara los envió a todos a la lona. Entonces Prado gestionó con Beracasa-del Comité Olímpico venezolano-ir con Guevara a las preliminares olímpicas en Argentina.

Después de mucho lidiar con trámites judiciales para habilitar al fornido Guevara, logran viajar a los preolímpicos en BBAA…Se enfrentó a un corpulento argentino que le llevaba una cabeza. Los locutores porteños presumían: “No impresiona, no luce el venezolano, no tiene estructura ni tamaño, ni alcance ni llegada”, pavoneándose que Ocampo [el rival celeste] no tendría problemas para su pase a los juegos olímpicos de Atlanta… De pronto la voz del locutor: “Pegó el venezolano: ¡lo tumbó, lo noqueó, no se va a levantar Ocampo, llamen a los médicos!”. [ver video desde minuto 21/ https://m.youtube.com/watch?v=dXx-CMD9uTQ

Aquel preso que algún día se vio inmerso en la desesperanza y la oscuridad se convirtió en el representante Olímpico superpesado de Venezuela, ¡Atlanta’96! Guevara no ganó medalla olímpica, pero sí la mejor distinción que puede ganar un ser humano: su reconocimiento e institucionalización ciudadana. Sigue siendo entrenador de Boxeo haciendo patria con su buen ejemplo…Esa es la magia de una mirada que dice “creo en ti”. Por eso Prado afirma sin vacilar: “todo ser humano puede cambiar y tiene derecho a volver a comenzar. Desde que cometí mi error he dedicado mi vida a la justicia. Yo sé lo que significa el arrepentimiento y la necesidad de ser nuevamente aceptado por la sociedad”.

De La Pastora a La Haya

El Comisionado Presidencial Humberto Prado, tiene el récord -decíamos- de ser el único prisionero en la historia que llegó a director de prisiones. Pero también la virtud de albergar cero resentimiento. Además exhibe un extenso número de reportes realizados con su equipo por violación de DDHH y crímenes de lesa humanidad, más defensas penales, programas de readaptación criminal-post institucional e investigaciones [reportes] de un peso metodológico impecable. Sus informes reposan en cortes y salas de justicia nacionales e internacionales de DDHH, tanto en el sistema interamericano de DDHH, como en la ONU, CPI, Altos Comisionados de DDHH, refugio; Parlamentos y Comisiones Especiales de tutela de derechos civiles, políticos, tratos crueles y denigrantes, torturas, violencia de niños, de género y trata de personas.

Como expresó alguna vez el padre Olaso S.J., profesor y común mentor: «Hay que luchar por la verdad y la dignidad del hombre. Quizás muchos de sus actos no serán justificados, pero si comprendidos. La justicia hará lo propio, nosotros obraremos con piedad».

Gracias por su amistad y humildad Comisionado Prado. Orgulloso de trabajar de su mano y su “pegada” por los DDHH, por Venezuela; por hacer justicia y obrar con piedad…

@ovierablanco.
Embajador (designado) de Venezuela en Canadá

Las opiniones emitidas en esta sección no tienen que reflejar la postura editorial de este diario y son de exclusiva responsabilidad de los autores.

Aparecen en esta nota:

 

Diario Las Américas no se hace responsable de las opiniones emitidas por los lectores; sin embargo, exhorta a evitar el lenguaje vulgar u ofensivo contra terceros. Nuestra empresa se acoge al derecho de eliminar cualquier comentario que viole estas normas.

Diario Las Américas is not responsible for the opinions issued by the readers; however, it urges to avoid vulgar or offensive language against third parties. Our company is entitled to remove any comments that violate these rules.

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Debería el gobernador DeSantis emitir medidas sanitarias de carácter obligatorio para todo el estado? 41.83%
¿Las medidas deberían ser potestad de los gobiernos locales según se requieran? 30.6%
¿Las medidas sanitarias deben ser decisión individual de cada persona? 27.57%
40663 votos

Las Más Leídas