Los regímenes tienen como línea de conducta el silenciamiento de los periodistas, más tarde se apropian de los medios de comunicación y finalmente manipulan la información a la que el pueblo tiene acceso. La muerte también ha sido protagonista de primer orden en dictaduras militares como la de Jorge Rafael Videla, en Argentina, en cuyo régimen fueron asesinados al menos 172 representantes de la prensa.

En Cuba, después de suprimirse la propiedad privada con la llegada de Fidel Castro al poder, la prensa continúa bajo el control estatal. De tal suerte, la reprimida prensa privada tiene muy pocas posibilidades de llevarle al pueblo la realidad verdadera que se vive en el territorio insular. Los medios oficialistas difunden un conjunto de realidades maquilladas que fabrica la dictadura como mejor convenga a sus intereses.

Luego de una exitosa labor de cabildeo ante el Congreso de Estados Unidos, nació Radio Martí, que emitió su señal por primera vez el 20 de mayo de 1985. Cinco años más tarde se agregó Televisión Martí a la plataforma informativa. La misión de estos medios no ha sido otra distinta a permear los controles del régimen castrista para poner en manos del pueblo información veraz y objetiva.

En el caso de Televisión Martí, las tecnologías utilizadas desde sus inicios habían permitido a las autoridades cubanas bloquear su programación. Pero, finalmente, después de varios intentos fallidos, una señal esperanzadora comienza a verse en los televisores de los hogares cubanos desde que el periodista y exalcalde de Miami, Tomás Regalado, asumió la dirección de la Oficina de Transmisiones a Cuba.

Hoy, Televisión Martí ha logrado romper el bloqueo informativo impuesto por la dictadura castrista mediante la utilización de un sistema creado por ingenieros cubanos dentro y fuera de la isla, con lo que gradualmente se abre una grieta por la que comienza a llegar la información audiovisual que durante casi seis décadas ha sido negada a la población insular.

Sin lugar a equívocos, este hecho marca el principio del despertar de una comunidad que ha estado con los ojos vendados por el totalitarismo de un esquema de gobierno retrógrado y carente de sindéresis en cada una de sus acciones. La posibilidad de tener acceso a la información y de retroalimentar a quienes la suministran puede ser también el comienzo del fin para una dictadura que dejó de volar alto hace muchos años.

Las opiniones emitidas en esta sección no tienen que reflejar la postura editorial de este diario y son de exclusiva responsabilidad de los autores.

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Cree que el chavismo es responsable del grave daño ecológico que se ha expandido desde el Arco Minero a gran parte de la región?

Las Más Leídas