Esta semana fue superior en excelentes noticias vinculadas a la lucha contra el “corona virus” en USA con la previa aprobación del Senado, luego el viernes en la Cámara de Representantes y el mismo día en la tarde la firma del presidente Donald Trump, a la ley CARES “paquete de estímulo y auxilio económico” que permite la asistencia económica por un monto de 2,2 billones de dólares y aportes a programa destinados a financiar a ciudadanos, negocios, pequeñas empresas, programa de dotación médica y asistencia a las líneas aéreas. Gracias a Dios funcionó la unidad patriótica. Buen ejemplo político al país y al mundo. Como recuerdo para la historia, la votación del Senado fue 99 a favor 0 en contra. Felicitaciones al liderazgo del presidente Trump, de los líderes republicanos y demócratas, del apoyo del pueblo norteamericano a esta histórica iniciativa.

La segunda, tan importante como la otra, pero referidas a la situación de crisis humanitaria que sufre el pueblo venezolano y sus posibles soluciones políticas, fue la rueda de prensa de William Barr, secretario del Departamento de Justicia de USA, quien acompañado a distancia por Adriana Fajardo Orsham, fiscal general del estado de Florida, y de Uttam Dhillon, Jefe de la agencia federal DEA, explicaron la decisión colectiva, producto de las investigaciones realizadas con antelación de los fuertes vínculos y nexos operativos del régimen dictatorial de Nicolás Maduro y su banda de delincuentes comunes, narcoterroristas, aliados con los grupos guerrilleros de la FARC y ELN colombiano, y de otros carteles de la droga internacional, al convertir el territorio venezolano en un centro de recepción, distribución y entrega de grandes cargamentos de cocaína destinados en forma clandestina a los Estados Unidos.

Te puede interesar

La decisión final de colocar cargos criminales por narcoterroristas al propio Nicolás Maduro, como capo mayor del “Cartel de los Soles”, ofreciendo una recompensa de hasta 15 millones de dólares por su arresto; a su segundo, Diosdado Cabello, por 10 millones; el general “topo” Cliver Alcalá Cordones, ya preso en USA; al general desaparecido Hugo Carvajal Barrios; Tarek El Aisaimi; Vladimir Padrino, ministro de la defensa, y Maikel Moreno Pérez, presidente del TSL ilegítimo.

También los dirigentes de la FARC Marín Arango y Hernández Solarte. Se agregan los nombres de los oficiales de la FANB Luis Motta Domínguez, Néstor Reverol Torres, Edilberto José Molina Molina, Vassyly Kotosky Villaroel, Rafael Antonio Villasana Fernández, Nervis Gerardo Villalobos Cardenas, Oscar Rafael Colmenares Villalobos, y poco a poco esta lista se incrementará con nuevos acusados, todos conocidos por sus andanzas con el negocio de las drogas y el terrorismo. Uno a uno irán cayendo en manos de los tribunales de justicia en su futuro inminente.

Las próximas semanas y meses serán de gran tensión porque estas acciones se concretarán en la medida que avance la preparación y coordinación de los operativos especiales, que las 44 agencias federales encargadas de combatir el narcoterrorismo, ya con las órdenes de detención en sus manos, procedan a ejecutarla en el tiempo y oportunidad requerida. No hay que comenzar a crear presiones indebidas, con las soluciones mágicas e irreales de personas que no tienen la más elemental previsión para entender que esta actividad es en silencio y sorpresiva.

Es importante destacar, según opiniones de respetados juristas y especialista en la materia, que esta decisión de juzgarlos como delincuentes “narcoterroristas” facilita legalmente la inclusión y detención en propio territorio venezolano, de forma explícita, si hacen oposición con fuerza, recibirán igual una buena dosis de ella, no está limitada su acción.

Los venezolanos que viven en el país, en otras partes del mundo y en especial los que vivimos en Estados Unidos, debemos sentirnos felices y tranquilos de que la justicia está llegando oportunamente, que nuestros sacrificios y desvelos no han sido en vano.

Que la sangre derramada por nuestros mártires jóvenes en las calles de Venezuela, los asesinados y torturados, los presos políticos por pensar distinto, a quienes les han sido violados todos sus derechos, a los periodistas detenidos, golpeados y encerrados ilegalmente solo por cumplir su sagrada función de informar, a todos quienes han padecido los sufrimientos y padecimientos que nuestra gran familia están emigrando en masas a otros países buscando la libertad, la paz y la tranquilidad familiar.

Ahora debemos trabajar al máximo para lograr la entrada de la ayuda humanitaria internacional a los hospitales y centros médicos del país, para combatir el COVID-19, así como alimentos para mitigar la hambruna general que están sufriendo nuestros hermanos ante la falta de gasolina, transporte y alimentos.

Estamos a las puertas de un verdadera CATÁSTROFE ALIMENTARIA Y HUMANITARIA por la criminal acción de la dictadura de no permitir ingreso alguno del ofrecimiento hecho al presidente encargado Juan Guaidó por países y organizaciones internacionales solidarias con nuestro sufrido pueblo. Evitemos mayores males a nuestro país por la criminal acción de Maduro y sus secuaces delincuentes narcoterroristas.

El rescate de la democracia y la libertad está cada vez más cerca, ella es la solución final a nuestros problemas. Aportemos además de nuestros esfuerzos físico e intelectual, la oración continua, con mucha fe y confianza en la decisión final que Dios nos permitirá como recompensa. Reconstruir la nueva Venezuela unidos como hermanos y patriotas consagrados al bien común social.

Debemos reconocer el gran esfuerzo del poder judicial y las agencias federales de USA al garantizar la tranquilidad y la paz ciudadanas, en una acción autónoma y constitucional de este país, en su valioso apoyo a la derrota de la tiranía castro comunista que hoy impera en Venezuela.

Tengamos plena confianza en que nuestro presidente Juan Guaidó, líder absoluto de este proceso político inédito, nos llevará a la liberación y reconstrucción institucional del país. Unidos junto a sus esfuerzos y el apoyo decisivo de la comunidad internacional, especial USA, lo vamos a lograr con seguridad. ¡Dios bendiga a América!

Aparecen en esta nota:

DLA Clasificados

 

Diario Las Américas no se hace responsable de las opiniones emitidas por los lectores; sin embargo, exhorta a evitar el lenguaje vulgar u ofensivo contra terceros. Nuestra empresa se acoge al derecho de eliminar cualquier comentario que viole estas normas.

Diario Las Américas is not responsible for the opinions issued by the readers; however, it urges to avoid vulgar or offensive language against third parties. Our company is entitled to remove any comments that violate these rules.

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

Varias municipalidades de Miami-Dade comienzan a reabrir locales comerciales no esenciales como restaurantes, cafeterías, barberías, salones de belleza y tiendas minoristas, bajo estrictas medidas de sanidad. Usted, ¿qué piensa?

Es una decisión precipitada. Vamos a sufrir un rebrote de COVID-19.
Hay que abrir ya la economía y aprender a convivir con este virus.
La responsabilidad individual será lo que diga si reabrir está bien o no.
Hay que mejorar nuestro sistema inmunológico, esa es una defensa natural.
ver resultados

Las Más Leídas