MÉXICO.- La banda Molotov expresó hoy su deseo de que la situación general en México mejore con el próximo Gobierno, que entrará en funciones el 1 de diciembre y estará encabezado por Andrés Manuel López Obrador.

Con altos índices de inseguridad y de violencia que ellos mismos han padecido -hace un año les robaron sus instrumentos y equipo de trabajo en una carretera del Estado de México previo a un concierto en la ciudad de Morelia- la expectativa por un cambio en su país también se ha instalado en la banda.

"¿Qué se puede esperar en un país donde no importan la leyes y no hay justicia?", se preguntó Tito Fuentes al ser cuestionado por la prensa por el actual cambio político en México, y respondió: "Pues que de nuevo importen las leyes y haya justicia otra vez".

"Ojalá que haya una mejora, porque estábamos llegando a uno de los momentos más agudos en la Ciudad de México y en el país; los que vivimos en la capital ya sentimos la violencia a todas horas", añadió el vocalista y guitarrista.

Recordó que en los años recientes mucha gente, entre políticos y delincuentes, "se salió con la suya" y destacó "la prepotencia de la clase política", de quienes dijo que "sólo están (en sus puestos) por la lana (dinero)".

Pero el vocalista de la banda fue más allá y señaló que "si existen fallas en los sistemas (políticos) establecidos, hay que hacer otros sistemas o hacer que funcione lo que propone (López Obrador) y ojalá 'jale chido' (salga bien)".

La irreverente banda, formada en 1995, mantiene su estilo desenfadado y de libre expresión tanto fuera como dentro del escenario con las típicas palabras altisonantes de uso corriente en México, así como frases con doble sentido.

"Nuestras letras oscilan entre la acusación precisa y el insulto bien definido. Es complicado hacer algo con humor, 'pasado de lanza' (fuerte) y que tenga como fondo soltar 'chingaderas' (insultos)", apuntó Tito.

El cuarteto ofreció una conferencia en Ciudad de México para presentar su más reciente producción, "El Desconecte: MTV Unplugged (2018)", un directo con quince de sus éxitos en versiones acústicas, como "Gimme the power", "Voto Latino" y "Frijolero", entre otros.

Sobre la factura del disco, el bajista Paco Ayala dijo que para todos los integrantes fue difícil tocar instrumentos acústicos.

"No lo hacemos nunca y de pronto estar desconectados de todos los recursos fue un gran problema", respondió, y explicó que la complicación mayor fue fabricar ese sonido con el que no están "acostumbrados a convivir en el escenario". "El trabajo fue tocar fuerte y bien", apuntó.

Tito recordó que la banda regularmente toca con instrumentos eléctricos, los cuales "tiene más herramientas que no son tan fáciles de generar con los acústicos".

"Tocar guitarras acústicas no es una cosa tan extraña para nosotros porque así componíamos en los inicios de la banda, pero la presentación y hacer que todo ensamblara, con instrumentos acústicos, fue complicado", señaló.

En su turno, el baterista Randy Ebright dijo de manera irónica que "por primera vez, como en 20 años, Molotov ensayó por primera vez", durante dos semanas, para una presentación.

El disco, que saldrá a la venta este viernes, llevará de gira a la banda mexicana. Los conciertos comenzarán en dos semanas en Argentina y posteriormente Molotov pasará por Chile, Uruguay y Paraguay, con una etapa especial en México entre noviembre y diciembre.

FUENTE: EFE

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Cree que el reconteo de votos en Florida despejará las dudas sobre el ganador en el senado y la gobernación?

Las Más Leídas