martes 23  de  julio 2024
ESCÁNDALO

Exconcejala de Hialeah acusada de multimillonario fraude al sistema de salud

Un gran jurado federal imputa ocho cargos a la exfuncionaria electa Angélica Pacheco: detalles del escándalo

Diario las Américas | CÉSAR MENÉNDEZ
Por CÉSAR MENÉNDEZ

MIAMI. - La destitución de Angélica Pacheco del cargo de concejala de Hialeah por parte del gobernador de Florida, Ron DeSantis, era una medida esperada cuando surgió la noticia de que la exfuncionaria se había entregado al FBI acusada de fraude al sistema de salud.

La suspensión de la concejala se supo a través de un comunicado de prensa emitido por el alcalde Esteban Bovo, en el que explicaba que la oficina de la Ciudad había sido notificada por la oficina ejecutiva del gobernador sobre la medida.

“Esta decisión ocurre después de que la Sra. Pacheco fuera acusada y arrestada bajo cargos federales que señalan que la acusada facturó fraudulentamente a compañías aseguradoras privadas millones de dólares por servicios médicos no realizados a través de un centro de tratamiento de adicciones”, afirmó el alcalde en el documento, quien además mostró su decepción por las acciones de Pacheco y dijo tener la esperanza de pasar la página de lo que denominó “capítulo oscuro para la ciudad”.

De qué se le acusa

Pacheco, quien recientemente en una rueda de prensa dijo ser inocente, se definió a sí misma como víctima de una conspiración en su contra por exponer lo que califica de “corrupción que hay en la ciudad”.

El Gran Jurado, sin embargo, no opina lo mismo. En el acta de imputación de 20 páginas, acusó a la exconcejala de ocho cargos: seis por fraude al sistema sanitario y dos por fraude electrónico.

Según la imputación, Pacheco, que es enfermera registrada, empleada y propietaria de Florida Life Recovery and Rehabilitation LLC (Florida Life), un centro de tratamiento de abuso de sustancias en Miami-Dade, donde se ofrecían servicios de hospitalización parcial (PHP) y terapias ambulatorias (IOP y OP) a individuos, incluidos aquellos con planes de seguro, está acusada de conspirar junto con el director médico de la clínica Florida Life -individuo 1- para cometer fraude sanitario y fraude electrónico desde julio de 2017 hasta agosto de 2020, con el propósito de enriquecerse.

Fraude al sistema sanitario

El acta del gran jurado explica que Pacheco y sus co-conspiradores establecieron y controlaron Florida Life para utilizarla para sus propósitos delictivos.

“Angélica Pacheco lo hizo a sabiendas con la intención de promover los objetivos de la conspiración, combinar, conspirar, asociarse y estar de acuerdo con el Individuo 1 y otros conocidos y desconocidos por el Gran Jurado”, afirma la acusación.

Con el objetivo de atraer y retener pacientes para la clínica, ofrecieron sobornos y pagos en forma de dinero, tarjetas de regalo, vuelos gratuitos y otros incentivos. También intercambiaban pacientes con otros centros de tratamiento con el objetivo de seguir facturando a las compañías de seguro, detalla el documento.

También le atribuyen el hecho de presentar reclamaciones falsas a los seguros de salud, en las que afirmaban que habían proporcionado tratamientos y servicios médicos que, en muchos casos, no se habrían realizado, no eran necesarios o eran de baja calidad.

Según el acta, Pacheco y sus socios, con el objetivo de mantener a los pacientes tranquilos y asegurarse de que siguieran asistiendo a su clínica, de manera inapropiada prescribieron y administraron medicamentos, incluidos sustancias controladas.

Le incriminan además de ordenar pruebas médicas innecesarias y caras a sus pacientes, como análisis de orina, para aumentar las reclamaciones al seguro. También presuntamente crearon registros falsos para justificar que habían proporcionado terapias cuando en realidad no era cierto.

Por otra parte, el jurado federal le acusa de hacer reclamaciones falsas a los planes de seguro de salud por un monto de 15.4 millones de dólares. De estas reclamaciones, las compañías de seguro le habrían pagado 4.2 millones. Es decir, 3.7 millones para Florida Life y unos 520.000 dólares para los laboratorios asociados con la trama.

Fraude Electrónico

El gran jurado afirma que durante la pandemia de COVID-19, Pacheco presentó solicitudes fraudulentas para obtener préstamos de alivio económico (EIDL y PPP) de la Administración de Pequeñas Empresas.

El acta sostiene que la enfermera utilizó los fondos obtenidos para su beneficio personal y para continuar alimentando el esquema de fraude creado en Florida Life.

Detalles del esquema

El 2 de abril de 2020, Angélica Pacheco presentó una solicitud de préstamo EIDL en nombre de Florida Life, presuntamente afirmando falsamente que Florida Life “no estaba involucrada en ninguna actividad ilegal”.

El 11 de junio de 2020, Pacheco presentó un Acuerdo de Autorización y Préstamos EIDL por aproximadamente 150.000 dólares. En él certificaba que todo lo declarado en la solicitud del préstamo era “verdadero, correcto”.

El 15 de junio de 2020, la SBA aprobó el préstamo de EIDL y depositó 149.900 dólares en una cuenta corporativa de Florida Life.

El 13 de mayo de 2020, Pacheco presentó una solicitud, esta vez de un préstamo PPP en nombre de Florida Life por aproximadamente 86.326 dólares, también afirmó que la empresa “no estaba involucrada en una actividad ilegal bajo leyes federales, estatales y locales”. Dos días después, recibió el dinero en la cuenta bancaria corporativa.

PPP fue el programa autorizado por la ley CARES durante la pandemia que proporcionaba préstamos a las pequeñas empresas para retener el empleo pagando las nóminas y otros gastos como alquiler y agua o luz.

Aparentemente, lo que hace fraudulentas las solicitudes de Pacheco es declarar que Florida Life no estaba involucrada en actividades ilegales.

La acusación afirma que en las fechas especificadas, Pacheco transmitió y causó la transmisión de diversas comunicaciones electrónicas interestatales y extranjeras para ejecutar y avanzar en el esquema fraudulento.

Caso reabierto

El Individuo 1 que aparece a lo largo de esta acusación como presunto cómplice, era el director médico de Florida Life. Esta persona habría sido juzgada en 2022 por este mismo caso y encontrada culpable y sentenciada a prisión por fraude al sistema de salud. En aquel entonces, Pacheco, tras demostrar su integridad, quedó libre de culpa y el caso estaba aparentemente cerrado. Dos años después, de repente el caso vuelve a abrirse.

Pacheco, que insistió en su inocencia, dijo no poder pagar un abogado privado, por lo que está siendo representada por un defensor público.

“Mi inocencia quedará demostrada, estoy tranquila”, indicó la exconcejala y denunció que quienes reabrieron el caso pretenden callar sus denuncias de lo que ocurre en Hialeah, pero que no lo van a conseguir. “No me van a callar”, subrayó.

Con Pacheco fuera del escaño ahora el Concejo de Hialeah deberá nombrar a una persona para que la sustituya o en su defecto, convocar a una elección especial.

[email protected]

@menendezpryce

Acta de Imputación:

FILE_1738.pdf

¡Recibe las últimas noticias en tus propias manos!

Descarga LA APP

Deja tu comentario

Te puede interesar