jueves 15  de  febrero 2024
FLORIDA

¿Por qué Hialeah no baja los impuestos? El alcalde tiene una explicación

El aumento del presupuesto de la ciudad se sustenta en las nuevas construcciones, las propiedades comerciales e industriales y afirma el alcalde de Hialeah

Diario las Américas | CÉSAR MENÉNDEZ
Por CÉSAR MENÉNDEZ

MIAMI. - El 27 de septiembre el Concejo de Hialeah deberá aprobar o modificar el presupuesto de 426 millones de dólares presentado por el alcalde Esteban Bovo para el año fiscal 2023-2024, que comienza el 1 de octubre.

Para conocer de primera mano los pormenores de los fondos que dispondrá Hialeah, DIARIO LAS AMÉRICAS conversó en exclusiva con el alcalde Bovo sobre su propuesta y la repercusión en los residentes de la 7ma ciudad en población de Florida, llamados a expresar su voz en la próxima audiencia pública a celebrarse en la sede el Ayuntamiento local.

Igual nivel impositivo, más impuestos

El alcalde propone un aumento de 38 millones de dólares en el presupuesto de la ciudad respecto al año anterior. Sin embargo, defiende la idea de que Hialeah mantiene el mismo nivel de impuesto, que ha perdurado desde la última reducción de las tasas de amillaramiento efectuada en 2013 por el entonces alcalde Carlos Hernández.

“Yo he decidido mantener ese nivel de 6.3018 en la tasa de amillaramiento durante el próximo ejercicio fiscal”, subrayó.

Bovo defiende su decisión bajo el argumento de que el nivel actual de impuestos no afecta significativamente a la población más vulnerable de la ciudad.

Las personas mayores que llevan mucho tiempo en la ciudad están amparadas por programas como Long-Term Senior Resident Exemption y muchos de ellos no pagan impuestos a la Ciudad, aseguró el alcalde.

Gracias a dicho programa, “de los 60.000 hogares de Hialeah, 1.700 no contribuyen a las arcas de la Ciudad con sus impuestos, “sí lo hacen al Condado y al Distrito de Escuelas Públicas”.

El edil también se refirió a la ley Save Our Homes que establece que las primeras viviendas, con exención de impuestos, solo podrían experimentar un aumento de hasta el 3% anual. En Hialeah unas 47.000 propiedades cumplen con ese requisito. Por lo que consideró que la mayoría de los propietarios de la ciudad no experimentará una gran subida en sus pagos.

El mayor peso del incremento en las cuentas públicas lo sustentarán fundamentalmente la subida del valor de las propiedades, las nuevas construcciones, los nuevos propietarios, las propiedades comerciales e industriales, la venta de casas y las viviendas sin exención de impuestos, explicó Bovo.

En la pasada reunión del Concejo, el concejal Bryan Calvo, quien aboga por bajar los impuestos, mostró su preocupación sobre la posible afectación de obligaciones impositivas en los propietarios que no gozan de exenciones fiscales y planteó la necesidad de una discusión más amplia, pero su propuesta no encontró respaldo entre sus colegas.

No puedo bajar los impuestos

Bovo no ve con buenos ojos la idea de disminuir los impuestos sin poner en riesgo los servicios que brinda la ciudad.

“No es secreto para nadie que muchos policías se están yendo para los departamentos de otras ciudades, donde cobran más. Nosotros hemos tenido que tomar distintas medidas para mantener la plantilla”.

“A largo plazo, bajar la tasa impositiva sería un error”, indicó el edil y añadió, “aunque políticamente me pueda convenir, creo que le estaría fallando a la ciudad de Hialeah”.

El alcalde hizo hincapié en el estado de las infraestructuras que durante años han estado sin mantenimiento y “el objetivo del presente presupuesto es poner en cintura la ciudad, que le hace mucha falta”.

La partida de presupuesto de capital aumenta en 11,5 millón, es decir un 13.5% con respecto al presupuesto del pasado año. En total será unos 62 millones en presupuesto de capital y mejoras de infraestructuras.

El agua, un desafío recurrente

Las facturas de los servicios de agua y alcantarillado subirán un 7.9% y un 6.8% respectivamente según el presupuesto presentado. El alcalde aclaró que dicho aumento refleja la subida del precio del agua del condado. “Nosotros solo traspasamos el aumento del condado al consumidor”.

Sin embargo, el alcalde dijo estar abierto a discutir en la próxima reunión del Concejo sobre la franquicia del agua, cuyo pago aporta 3.5 millones de dólares anuales a la Ciudad. “Esta franquicia fue creada hace años para ayudar al presupuesto general de la Ciudad a cumplir con sus objetivos”.

“Yo estoy analizando que eliminar la franquicia de la factura del agua rebajaría siete u ocho dólares bimensuales en la factura del usuario, en cambio la Ciudad dejaría de ingresar uno 3.5 millones de dólares. A pesar de esa realidad, “estoy dispuesto a analizarlo en el Concejo”.

Hialeah cuenta con una planta de Osmosis Inversa que produce la mitad del líquido que consumen sus residentes. El otro 50% lo abastece el Condado. El problema es que el agua condal es más barata que la producida en Hialeah. Una realidad que se refleja en las facturas. Por esta circunstancia Hialeah paga la cuarta tarifa más cara del condado. La pregunta que flota en el aire es por qué consumir un agua más cara, pudiendo acceder a otra más barata.

Bovo reconoció que lleva tiempo conversando sobre el tema con el Departamento de Agua del Condado. “Aún existen un montón de interrogantes sin responder. Nos preguntamos ¿qué vacío está llenando nuestra planta? ¿Le interesa al Condado asumirla?, ¿Cuál será el ahorro real para los residentes?”

No obstante, el alcalde confesó que aún no desearía abrir la discusión sobre el agua en el Concejo “hasta tener todos los detalles sobre la posibilidad real de llegar a un acuerdo con el Condado”.

Freebee en las cuentas

El transporte público de la Ciudad que Progresa se ha visto reforzado por un servicio de autos eléctricos que transporta a los usuarios, puerta a puerta, siempre que el traslado ocurra dentro de la frontera de la ciudad.

Este servicio de transporte gratis es prestado por la compañía Freebee y financiado por 500.000 dólares del presupuesto de la municipalidad.

“El dinero proviene del medio centavo”, aclaró el alcalde y añadió que “el nuevo servicio cuenta con una alta demanda, sobre todo entre las personas mayores”.

El medio centavo es un impuesto sobre las ventas aprobado en referendo en 2002. Por cada dólar gastado en una transacción, el condado ingresa medio centavo a sus arcas. El objetivo es desarrollar el transporte público. El condado reparte entre las ciudades el 20% de estos fondos.

“Solo en el mes de agosto, Freebee Hialeah recogió a 3.800 personas”, explicó Justo Espinosa, gerente de tránsito de la ciudad.

Un patrón que indica que el Ayuntamiento estaría pagando el equivalente a 10 dólares cada viaje gratis que hacen sus residentes en dentro de la ciudad.

Quien calla otorga

Al pedirle una valoración sobre la poca afluencia de residentes a la primera audiencia pública sobre el presupuesto de la Ciudad, celebrada el pasado 13 de septiembre en el salón de plenos del Concejo, el alcalde respondió:

“Si existe la percepción de que el presupuesto se ajusta a la realidad y refleja las necesidades y expectativas del pueblo, las personas no asisten a las audiencias públicas”

“Sin embargo, cuando hemos tenido temas controvertidos, como salarios y pensiones, los sindicatos de policías y de bomberos han llenado el pleno para demostrar fuerza ante el Concejo y el alcalde. Algo similar sucede cuando se discuten temas de zonificación, y los vecinos se oponen a algún proyecto. Pero no recuerdo reuniones del presupuesto que la gente haya acudido en masa”.

[email protected]

@menendezpryce

¡Recibe las últimas noticias en tus propias manos!

Descarga LA APP

Deja tu comentario

Te puede interesar