A veces cuando recuerdo la frase, fueron por lana y salieron trasquilado, me lleva a los momentos en que la tiranía castrocomunista obtuvo el triunfo diplomático sobre la democracia estadounidense y después logró que el mandatario Barack Obama viajara a la isla castrista para reafirmar ese proceso. Muchos pensaron que con la presencia de Obama, su carisma y su discursiva en un teatro en La Habana, el fin de castrosocialismo era eminente y estaban aseguradas la democracia y libertad.

El largo período presidencial de dos mandatos de Obama facilitó una relajación económica y política sobre la dictadura castrista. Ocho años de conciliábulos entre un gobierno representante de la democracia y un régimen de sociedad de miedo. Se demostró la falta de visión y de una buena estrategia política que desembocó en un fracaso contraproducente y una actitud negligente ante ambos pueblos y la humanidad.

Te puede interesar

Muchos pensaron que la administración de Obama trasquilaría a la dictadura castrosocialista y el régimen despótico evolucionaría a un mejoramiento de los derechos humanos de su pueblo. Esto evidenció que la ideología radical con el control absoluto del Estado a través de su partido único, le es fácil reajustarse y luchar cómodamente en la coexistencia pacífica y la propiedad privada bajo la protección estatal.

Del mismo modo, fue realizada este tipo de convivencia aberrante por Lenin, con su Nueva Política Económica (NEP) en el 1921, que más tarde realizó Deng Xiaoping (1978) y luego el Partido Comunista de Vietnam (1986); y así sobrevivió la sociedad de miedo por la privatización económica controlada por el Partido-Estado.

En la China comunista y Vietnam no existen la libertad económica ni las libertades civiles y políticas. La iniciativa privada no es intrínsecamente libertad económica, según el Índice de Libertad Económica de la Fundación Heritage (2020), ambos países asiáticos ocupan los lugares 103 y 105, respectivamente, de un total 180 países. Este índice de libertad económica clasifica a estas naciones asiáticas comunistas como economías en la mayor parte no libres.

China es la segunda potencia económica con un PIB de 13,6 billones de dólares, solo superado por EEUU, con 20,5 billones de dólares y muy alejado, en tercer lugar, se encuentra Japón, 5,0 billones de dólares, de la clasificación de los más poderosos países de la lista de US News y World Report, 2019.

A pesar de su ideología radical, China tiene 100 millones de personas millonarias, de estos 10 tienen fortunas de más 13 millardos, que pertenecen al selecto club del 10% de la población más rica del mundo. Esta situación de riqueza supera a la de EEUU, que posee 99 millones de personas correspondientes a ese club; según la lista de Forbes 2019.

El poder económico de China es un instrumento integrado al Partido Comunista Chino y le sirve para su política represiva contra la sociedad. Los comerciantes y empresarios, privados o públicos, son seleccionados no solo por la cualificación en los requisitos económicos sino por su silencio copartícipe con el poder político despótico de una sociedad de miedo.

La política represiva china se manifiesta contra su pueblo de la siguiente manera: represiones a las minorías musulmanas y a la libertad religiosa. Las etnias uigures, kazajos, kirguises y otras minorías de la región de Xinjiang son sometidos a detenciones masivas, tratos crueles y torturas en campos de reeducación, para sus adoctrinamientos y convertirlos a la sumisión del régimen comunista. Además, existen más de 600 millones de chinos en la pobreza extrema.

De la misma manera, se aprobó la Ley de Seguridad Nacional de Hong Kong, 30 de junio 2020, donde China comunista viola las libertades fundamentales de los hongkoneses y el acuerdo internacional del respecto a la autonomía hongkonesa, de Un país Dos sistemas, de la Ley Básica.

Sin embargo, esas sistemáticas, continuas y flagrantes violaciones de los derechos humanos y las libertades fundamentales del pueblo chino por las autoridades del Partido Comunista de China, no fueron reprochadas por esas personalidades en la abundancia de riquezas, lo que nos hace percibir objetivamente, que el arma poderosa del terror de estado ha puesto a vivir a esa sociedad de miedo y opulenta en una jaula de oro.

Ese tipo de sociedad de miedo y opulencia era la propuesta del mandatario Obama y sus administrativos para Cuba. Aunque fue al fracaso, su ex vicepresidente y actual candidato del Partido Demócrata a la presidencia de EEUU, Joe Biden, ya anunció continuar esa política contraproducente. Lo peor es que el candidato Biden tiene una política planificada de extrema izquierda con los socialistas, el senador Bernie Sanders y la representante Alexandria Ocasio Cortez, y se reafirma al seleccionar como compañera de su fórmula presidencial a la senadora Kamala Harris.

Por supuesto, el Proyecto Emilia y sus activistas cumplirán sus compromisos de luchar por la restauración de las libertades civiles y políticas del pueblo cubano y no permitiremos su vivencia en una jaula de oro; pues tenemos la convicción de nuestro apóstol José Martí: “Solo la libertad trae consigo la paz y la riqueza". Y así será en Cuba libre.

Las opiniones emitidas en esta sección no tienen que reflejar la postura editorial de este diario y son de exclusiva responsabilidad de los autores.

Aparecen en esta nota:

 

Diario Las Américas no se hace responsable de las opiniones emitidas por los lectores; sin embargo, exhorta a evitar el lenguaje vulgar u ofensivo contra terceros. Nuestra empresa se acoge al derecho de eliminar cualquier comentario que viole estas normas.

Diario Las Américas is not responsible for the opinions issued by the readers; however, it urges to avoid vulgar or offensive language against third parties. Our company is entitled to remove any comments that violate these rules.

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Debería el gobernador DeSantis emitir medidas sanitarias de carácter obligatorio para todo el estado? 41.45%
¿Las medidas deberían ser potestad de los gobiernos locales según se requieran? 31.26%
¿Las medidas sanitarias deben ser decisión individual de cada persona? 27.29%
22799 votos

Las Más Leídas