TUCSON.- La compañía Uber anunció este lunes que reanudó el programa de prueba de sus vehículos sin conductor en Tempe (Arizona), San Francisco (California) y Pittsburgh (Pensilvania) tras una suspensión el sábado después de una colisión que tuvo lugar el viernes en Arizona y en el que estaba involucrado uno de sus automóviles.

"Nuestros autos autónomos estarán de regreso en las carreteras de Tempe y de Pittsburgh hoy por la tarde", confirmó Uber en declaraciones enviadas a Efe, en donde indican que el programa en San Francisco ya reanudó sus funciones por la mañana.

El pasado viernes, un vehículo operado por Uber en modo automático, un Volvo XC90, se vio involucrado en un accidente en donde quedó volcado por el lateral en la calzada.

Según la portavoz de la policía de Tempe, Josie Montenegro, el vehículo operado por Uber en modo automático no fue el responsable del accidente, sino que el otro automóvil no le cedió el paso.

En el auto de Uber, que estaba en función de conducción automática al momento del accidente, viajaban dos empleados de la compañía en la parte delantera que no sufrieron heridas.

Uber-Volvo-accidente.jpg
Según la portavoz de la policía de Tempe, Josie Montenegro, el vehículo operado por Uber en modo automático no fue el responsable del accidente.
Según la portavoz de la policía de Tempe, Josie Montenegro, el vehículo operado por Uber en modo automático no fue el responsable del accidente.

Tras el incidente, Uber retiró este tipo de vehículos de la circulación en Arizona, Pensilvania y San Francisco.

Uber comenzó a probar sus vehículos sin conductor en Tempe el mes pasado, mientras que en San Francisco lo hace desde diciembre y en Pittsburgh desde septiembre.

Poco después de comenzar las pruebas en San Francisco, uno de los vehículos automáticos estuvo involucrado en otro incidente cuando no reconoció un semáforo en rojo, según indicaron medios.

Por ello, tras el accidente de Arizona han surgido preguntas sobre si los sensores y las cámaras en la parte delantera del auto debieron tener una reacción más rápida para detectar y reaccionar a los movimientos del otro vehículo.

El pasado mes de diciembre, Uber trasladó su flota de "vehículos autónomos" a Arizona, después de suspender el programa experimental en California por regulaciones que exigían permisos especiales para los autos sin conductor Volvo XC90 de Uber, aunque reanudó el programa piloto en San Francisco.

En Pittsburgh, el programa piloto se inició el pasado mes de septiembre.

En Arizona, Uber comenzó a dar servicio al público en sus autos automáticos el pasado mes de febrero.

En la ciudad de Tempe, los clientes de Uber tienen la opción de escoger un vehículo autónomo para que los transporte al lugar que desean, pero debido a que el programa sigue en su fase de prueba, dos empleados de la compañía viajan en la parte delantera.

Uber actualmente cuenta en total con una flota de 43 vehículos autónomos.

FUENTE: EFE

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario