MIAMI. - Para el periodista venezolano, Sergio Novelli emigrar a Estados Unidos ha representado una serie de cambios en su vida, que coincidieron con la explosión de las redes sociales y el aumento incontrolable de la diáspora de sus connacionales, multiplicada en los últimos cinco años.

Pero este aprender a manejarse como una marca personal y comenzar a ser su propio editor, ha requerido mayor rigurosidad periodística por el compromiso que mantiene con su audiencia.

Te puede interesar

“Trato siempre de aplicar las mismas reglas que aprendí durante mi carrera y en el ejercicio de la profesión dentro de los medios tradicionales. ¿Qué aplico? Procuro trabajar con la verdad y para dar una información, antes la verifico. Procuro revisar la fuente y constatar que la información es real. Trato de no publicar informaciones que no estén comprobadas. Trato de ir a la fuente si es el caso, dependiendo del tipo de información”.

Novelli se dio a conocer en su país como reportero de las fuentes de Ciudad y Judiciales, en el noticiero El Observador de Radio Caracas Televisión (RCTV), para luego abrirse camino en la producción y dirección de programas de TV y radio. En la ciudad de Miami, se destaca con su programa “Al Día con Sergio” que transmite el canal VPITv, en un espacio matutino entre las 7:30 am y las 9 pm.

Para este periodista la forma de ejercer cambió, más no su esencia. Ahora recibe informaciones desde todas partes del mundo, por lo que el trabajo de verificación pasa por indagar más directamente con la persona que la envía y luego busca corroborar con algunos de sus contactos que tiene en muchas ciudades del mundo.

“Supongamos que ocurrió una situación en Lima, Perú. Me llega el video. Acudo primero a la persona que me envía la información. Claro, no conozco a esa persona por lo que trato de buscar la manera de corroborar lo que dice, bien con la misma persona, o con fuentes que tengo en los diferentes lugares. En Lima, procuro buscar mis contactos que tengo, con algunos policías o colegas que están en la zona. A veces me arriesgo a creer en quien me envía la información. Y a veces me he equivocado, me ha ocurrido. En ese momento toca pedir disculpas, borrar la información o corregir lo que haya que enmendar”.

Marca personal en ascenso

Novelli comenta que entre los cambios que ha experimentado está el hecho que se ha convertido en una marca personal. “Antes trabajaba o dependía de un medio de comunicación y tenía una línea editorial. Yo no era quien tomaba la última decisión a la hora de publicar una noticia o dar a conocer una información. En cambio, hoy el reto es mayor porque el compromiso es más grande. Soy el propio medio, soy yo quien decide y yo soy quien debe corroborar la información. La línea editorial la dicto yo”.

Este periodista combina su trabajo en su programa matutino con entrevistas en vivo que transmite en horas de la tarde, a través de su cuenta de Instagram, o publicaciones informativas que sube a sus cuentas en redes.

“El compromiso es grande. La gente cree en lo que les informo, por lo que es más responsabilidad. Lo que publico siempre es la verdad o trato de que así sea. No falacias, ni hechos basados en mentiras. A veces me baso en algunos medios, a los cuales yo les creo como a DIARIO LAS AMÉRICAS, por ejemplo”.

Redes sociales esperanzadoras

Comenta que a diario le llegan decenas de informaciones de manos de las propias personas interesadas en que se difundan. “A veces puedo apoyar con la ayuda solicitada”, pero cuando estas denuncias involucran a terceros, no las publica hasta no consultar a la parte afectada.

“Hace 4 años mi cuenta de Instagram era de publicaciones personales o fotos de mi estilo de vida. Hoy en día se han convertido en una especie de medio, porque no solo termino publicando noticias, sino también otro tipo de informaciones que no necesariamente son noticias.

“Publico algunos videos que son conmovedores, que muchas veces afectan, pero te dan ánimo. Te dicen que hay esperanza y eso la gente lo agradece. Cuando alguien me dice que algo de lo que publico lo hizo reconfortarse con vida, eso no tiene precio”.

Recalca que la mayoría de sus seguidores son venezolanos, y principalmente la diáspora que está esparcida por el mundo entero. “Siento que me he convertido en una especie de emisario de los venezolanos en el planeta. A veces es muy fuerte, es duro porque no puedo darles respuesta a todos. Y eso me afecta, por lo que he intentado ponerme horarios para revisar las redes y los mensajes, porque no descanso”.

Para Novelli, la respuesta de la gente con su trabajo le llena el corazón de alegría. “Lo bonito que es que alguien te de las gracias por el mensaje, gracias por la publicación. Eso me reconforta. Es bonito que uno tenga esa retribución porque siento que el trabajo está funcionando”.

Aparecen en esta nota:

Diario Las Américas no se hace responsable de las opiniones emitidas por los lectores; sin embargo, exhorta a evitar el lenguaje vulgar u ofensivo contra terceros. Nuestra empresa se acoge al derecho de eliminar cualquier comentario que viole estas normas.

Diario Las Américas is not responsible for the opinions issued by the readers; however, it urges to avoid vulgar or offensive language against third parties. Our company is entitled to remove any comments that violate these rules.

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿La emigración interna en EEUU ha impulsado el aumento de precios? 30.87%
¿Los gobiernos locales deben ofrecer alternativas asequibles ante el alza de precios de alquileres? 35.68%
¿Las personas jubiladas deben recibir algún tipo de asistencia para poder enfrentar esos precios? 33.45%
23429 votos

Las Más Leídas