Algunos tratan de ocultar el fracaso del socialismo en Cuba con la negación de que nunca se puso en práctica en la isla. Estos hicieron como los dirigentes fundacionales soviéticos en el ocultamiento de las bases socialistas del Régimen de Terror montañés francés. También el dictador Fidel Castro para refutar la perestroika y la glásnost de Gorbachov y quedar bien con la izquierda internacional, ante la debacle económica y sociopolítica en el país, dijo que “¡Ahora sí vamos a construir el socialismo!”, en 1987, pocos años después cayó el Muro de Berlín (1989) y se desintegró la Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas (1991).

Por supuesto, comparar a la tiranía de Fidel con la de Pinochet, es algo trivial. El militar chileno evitó la instauración de una tiranía totalitaria comunista en su país por la injerencia de Cuba socialista, el castroallendismo. Inclusos algunos se refieren al pinochetismo como una dictablanda en relación con la tiranía de Fidel. No obstante, las palabras reales fueron del propio caudillo porteño, quien expresó que “Esto no ha sido nunca una dictadura. Ha sido una dictablanda”. Sobre Fidel Castro dijo: “Con una manita de hierro. Lo mantiene todo a la fuerza. Fusiló hasta sus amigos íntimos. Yo (Pinochet) le habría dado cadena perpetua o expulsado del país, pero él (F. Castro) los fusilo”. Y agrego yo: también Fidel tiene sus desaparecidos y asesinatos extrajudiciales.

Te puede interesar

Lo ciento es que Fidel Castro copió a Lenin y a Stalin, quienes masacraron al pueblo soviético. Lenin, en sus malditas ambiciones por establecer el Estado socialista, llegó a destruir las iglesias y fusilar a más de cuarenta sacerdotes; asimismo en esas cruentas decisiones ejecutaron al Zar y su familia, a su esposa, su hijo de 14 años y sus cuatro hijas, jóvenes adolescentes; una de las páginas más vergonzosas de la historia rusa, según Boris Yeltsin. La historia criminal de Stalin es más conocida en el mundo.

No podemos negar al depredador régimen socialista fidelista de la libertad del pueblo cubano, podemos igualar la tiranía de Cuba con los regímenes de Hitler y Mussolini, pero sin quitar las evidencias criminales de castrosocialismo. El partido Nazi (Partido Nacional Socialista Obrero Alemán) o la testamentaria obra de Hitler en la creación futura del Estado Socialista Alemán. Estos cometieron asesinatos de 6 millones de hebreos, este genocidio es el Holocausto Judío.

Si bien, Fidel, Raúl y su régimen han cometido crímenes de lesa humanidad, genocidio y crímenes de guerra e instauraron su tiranía a sangre, fuego y muertes, con encarcelamientos y destierros, destruyeron la sociedad civil e impusieron el monopartido y encumbraron por usurpación en el poder del país al Partido Comunista y en la sociedad al socialismo, en su reglamento dogmático constitucional del Partido-Estado están inscritos los nombres de extranjeros como Lenin, Marx y Engels, quienes son los autores de una ideología asesina, con más de 100 millones de personas asesinadas en el mundo, registradas en El libro negro del comunismo.

Fidel, instaurador del socialismo duro, puro y real, aun después de su muerte continua con esas características depredadoras de la libertad, abusivas y torturadoras, violadoras de los derechos humanos básicos del pueblo cubano, con miles de cubanos ejecutados por asesinatos judiciales en juicios sumarios, sin garantías procesales y el debido proceso. A pesar de todos esos crímenes no podemos compararlo ni banalizar el Holocausto Judío.

Muchos que añoran en público al socialismo, niegan su aplicación real en Cuba. Estos ocultos en el silencio aman al tirano Fidel y junto a otros reprochan el liderato de individuos o grupos e instituciones con su pueblo en la búsqueda de la libertad y el establecimiento de la República. Cosas que son imposibles deshacer en la lucha contra las tiranías. Por eso existe el destierro, “Al enemigo que huye puente de plata”, según una vieja máxima de guerra y política.

Ellos olvidaron ex profeso el libre comercio de Cuba castrista con el mundo, de la recién compra de 50 millones de euros en armas militares al gobierno socialcomunista de España, o la adquisición de casi un millar de automóviles para el turismo, o la construcción acelerada de decenas de hoteles en la Isla cuando no hay ni alimentos ni medicina en el país. Pero el colmo de aquellos es dejar en las cárceles a decenas de niños y jóvenes que decidieron alzar sus voces pacíficamente en la insurrección popular del 11J y después desde el extranjero, con su ego personal colectivista de ponerse por encima de la nación y en su despropósito asemejarse a Céspedes, Agramontés, Maceo, Martí y otros grandes patriotas cubanos.

El pueblo cubano realizó el desafío político masivo noviolento el 11J, una propuesta del Proyecto Emilia, algunos desvalorar esto para encubrir su parsimonioso carácter y dicen que cuando se tiren tiro, avísame. Por supuesto, a muchos de estos después los vi en las caravanas migratorias por el extranjero; pero lo cierto es que Fidel murió sin ningún arañazo en su piel y en la cama de su casa y viejo, ni de bala y mucho menos del justiciero puñal de Bruto. También el dictador Raúl está muriéndose y su piel está intacta. No esperen más por países extranjeros y decidan de su propia voluntad a ser libre a su patria.

En realidad, desatemos las ataduras del adoctrinamiento y la parsimonia, a los sueños con el borrón y cuentas nuevas, en la falsa reconciliación y el exceso de piedad, enlazado a una interpretación cursi que minimiza la acción justiciera de la justicia, debilitando sus obras justas con degradación de la libertad y la paz, en una sociedad libre. Les invito a consultar nuestras ideas de liberación en el sitio web cubalibreconemilia.org y mientras tanto mis colegas y yo continuaremos los planes estratégicos y tácticos del Proyecto Emilia para el fortalecimiento de nuestro pueblo y proseguir la rebelión popular convertida en estallido social el 11 de julio de 2021 (11J). Estamos convencidos que junto al pueblo haremos a Cuba libre.

Las opiniones emitidas en esta sección no tienen que reflejar la postura editorial de este diario y son de exclusiva responsabilidad de los autores.

Aparecen en esta nota:

 

Diario Las Américas no se hace responsable de las opiniones emitidas por los lectores; sin embargo, exhorta a evitar el lenguaje vulgar u ofensivo contra terceros. Nuestra empresa se acoge al derecho de eliminar cualquier comentario que viole estas normas.

Diario Las Américas is not responsible for the opinions issued by the readers; however, it urges to avoid vulgar or offensive language against third parties. Our company is entitled to remove any comments that violate these rules.

Deja tu comentario

Lo último

Encuesta

¿Debería el gobernador DeSantis emitir medidas sanitarias de carácter obligatorio para todo el estado? 41.91%
¿Las medidas deberían ser potestad de los gobiernos locales según se requieran? 30.28%
¿Las medidas sanitarias deben ser decisión individual de cada persona? 27.81%
65829 votos

Las Más Leídas